04 de mayo de 2018
04.05.2018

A la boda real, pero con el tentempié de casa

04.05.2018 | 02:12
El príncipe Enrique y Meghan Markle.

Los ciudadanos invitados a asistir a la llegada del príncipe Enrique y su prometida Meghan Markle al castillo de Windsor el día de su boda, tendrán que llevarse su propio refrigerio. El palacio de Kensington, residencia oficial del príncipe Enrique, afirmó que alentaba a los miembros del público a traerse su propio tentempié, ya que solo se servirán ligeros refrigerios.

Instalarse al sol -si el tiempo acompaña- consumiendo su propia comida y bebida contribuirá a recrear un ambiente familiar, según la misma fuente.

Un total de 2.640 personas fueron invitadas a los jardines del castillo de Windsor (oeste de Londres) para asistir a la llegada del príncipe Enrique, su prometida y sus invitados, así como al paseo en carroza después de la ceremonia. Entre los invitados figuran 1.200 "miembros del público", de edades diferentes, procedentes de todo Reino Unido. Entre ellos, Amelia Thompson, de 12 años, una superviviente de un atentado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine