El bajo cubierta de uno de los chalés adosados de la urbanización Icaria, en Perillo (Oleiros), ardió ayer sobre las 15.30 horas. Los Bomberos de Arteixo se desplazaron hasta el lugar de los hechos y comprobaron que el fuego provenía de un sofá cama que estaba en el interior del bajo y que se había propagado por la habitación y el baño.

Los efectivos contraincendios apagaron las llamas y el Servicio de Emergencias de Galicia, el 061, trasladó a un joven que estaba en la vivienda al hospital porque se había intoxicado con el humo. El herido, no obstante, era leve. Además de los bomberos, acudieron a la urbanización oleirense efectivos la Guardia Civil, la Policía Local y Protección Civil.

De madrugada se registró otro incendio en O Burgo, en la calle La Colina. Las llamas se propagaron por una casa deshabitada situada en las cercanías de la vía del tren. Las llamas afectaron al falso techo de la casa, que carecía de puerta y ventanas, y al suelo de madera. Los Bomberos de Arteixo, que tuvieron dificultades para acceder a la zona porque la calle es muy estrecha, derribaron el falso techo tras apagar el incendio para que no quedasen rescoldos de las llamas.