La asociación ecologista Arco Iris denuncia que el Ayuntamiento entrega "cada mes casi 15.000 euros" a una empresa para "exterminar" a las gaviotas. Arco Iris se queja de que, si bien el anterior Gobierno local hizo mal en adjudicarle un contrato tan alto a la empresa concesionaria del servicio, el actual equipo de Gobierno actúa peor al mantenerlo vivo.

"El dispendio promovido por el equipo de (el anterior alcalde, Javier) Losada se convierte en disparate y derroche al pasar a ser ejecutado por el actual Gobierno municipal, en época de terrible crisis económica y cuando existen otras prioridades mucho mas urgentes", denuncia la directiva de la asociación ecologista.

El colectivo pidió al concejal de Medio Ambiente, Enrique Salvador, que estudiase otras opciones para el control de plagas y se quejó de que la concesionaria viola las normas sanitarias al deshacerse de los pollos muertos.