11 de septiembre de 2018
11.09.2018

Veinte menores eluden multas por beber alcohol al acabar el programa de prevención

Adafad, que desarrolló la iniciativa, la califica de exitosa - La entidad alerta de que los jóvenes ven este consumo como "algo poco peligroso"

11.09.2018 | 01:35
Jóvenes hacen ´botellón´ en los jardines de Méndez Núñez.

Veinte de los 97 menores que en 2017 fueron denunciados en la ciudad por beber alcohol en la calle o en locales de hostelería participaron este año en la primera edición del programa municipal Non pases por un mal trago, desarrollado por la Asociación de Ayuda a Familias de Drogodependientes (Adafad). La experiencia, calificada de "exitosa" por sus organizadores, permitió a los jóvenes librarse de la multa correspondiente con la asistencia a charlas informativas y a actividades individuales y colectivas concebidas para alertar de los riesgos del consumo de alcohol entre los menores y transmitirles beneficios de otras acciones más saludables.

Diez chicos y diez chicas de entre 16 y 18 años se acogieron al programa en su totalidad, por lo que a su conclusión no tuvieron que abonar la sanción que se les impuso en la denuncia. Durante diez horas participaron en sesiones en solitario o en grupo con un psicólogo clínico y otro sanitario, con quienes hablaron de sus casos, vieron vídeos informativos, realizaron dramatizaciones y reflexionaron sobre el consumo de alcohol a temprana edad. Algunos padres de estos menores también se apuntaron al programa.

Una de las conclusiones que extrae de esta iniciativa preventiva de sensibilización la directora de Adafad, María José Lamas, es que, pese a las lecciones aprendidas sobre los peligros de las bebidas alcohólicas y las alternativas de ocio que se abren a su edad, los menores "ven el alcohol como algo poco peligroso". "Su percepción del riesgo no es grande y tienden a normalizar el consumo. De todos modos, extrajeron conclusiones positivas, entendieron las charlas como un aprendizaje sobre medidas con las que afrontar problemas y mostraron un interés en orientarse hacia prácticas de buena salud", explica.

De los veinte jóvenes inscritos a Non pases por un mal trago no salió un perfil genérico, admite Lamas; hubo "dinamismo y participación", pero unos se dejaron motivar más que otros. Sí coincidieron los chicos, añade, en mostrar preocupación sobre cómo asumir su puesto en sus grupos y en admitir que las redes sociales y otras influencias externas son un factor importante de presión que conduce, en este caso, al consumo prematuro de alcohol no como algo excepcional sino habitual.

Los padres de algunos menores dieron muestras de preocupación, reconoce Lamas, pidieron orientación para saber cómo plantar cara a sus respectivas situaciones y vieron positiva la formación transmitida a sus hijos. La directora de Adafad avanza que la asociación prepara nuevas sesiones para dar continuidad al programa municipal, después de haber celebrado ya las primeras entrevistas a otros menores que bebieron alcohol cuando y donde no debían.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Contenido patrocinado


Experto universitario en coordinación parental: buscas soluciones para tus hijos

Nuevas competencias para abogados, trabajadores sociales y psicólogos. Más de 120.000 menores se encuentran contra la pared porque sus padres han decidido llevar su separación mediante altos niveles de conflictos

Contenido patrocinado


Por qué estudiar un MBA marca la diferencia en el mercado laboral

A día de hoy, los MBA son, sin duda, uno de los másteres con más salidas profesionales y mejor valorados por las empresas

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia
 


esquelasfunerarias.es