06 de noviembre de 2018
06.11.2018
La Opinión de A Coruña

Carta abierta a Francisco Reynés, presidente Ejecutivo de Naturgy

06.11.2018 | 01:53

Sr. Don D. Francisco Reynés Massanet, Presidente Ejecutivo de Naturgy:

Somos A Colectiva, Asociación Profesional de Artistas de Galicia, con representación en la UNIÓN A.C. (Unión de Artistas Contemporáneos de España) y, a través de la misma, en la IAA (International Association of Art).

Hacemos pública esta carta para mostrar nuestro desacuerdo con el inminente cierre del MAC, Museo de Arte Contemporáneo de la Fundación Naturgy, y el consiguiente cese total de sus actividades.

Nos situamos pues ante la perspectiva del final de (1) La Mostra Internacional de Arte, primera actividad para el fomento del Arte de la antigua empresa Unión Fenosa (adquirida por Gas Natural en 2009); convocatoria competitiva bienal que se ha convertido en una referencia no solo en el territorio gallego, tanto por artistas concurrentes como por afluencia de público a la exposición. (2) La actividad expositiva regular del museo, tanto de los fondos de la colección como en exhibiciones temporales, colectivas o individuales, con artistas de prestigio internacional (pueden citarse las de Muntean & Rosenblun, Lita Cabellut, Wang Guanyi o Amselm Kiefer). (3) Las iniciativas de apoyo a la producción: Becas en el extranjero, residencias artísticas y ayudas a la movilidad que no solo han supuesto un importante empuje a carreras artísticas individuales, sino que también han alcanzado un alto grado de reconocimiento dentro del sector. (4) Los congresos y talleres de alta especialización, como las distintas ediciones del Taller Picasso y otras masterclases impartidas por artistas de gran reconocimiento, el Congreso internacional sobre asociacionismo entre artistas del ámbito contemporáneo Estrategia y forma o las Jornadas Programas de residencias y movilidad para artistas: oportunidades y retos. (5) Las didácticas regulares para distintos niveles escolares, que han llevado regularmente al museo a una importante parte de la comunidad escolar del área de influencia del museo. (6) Las actividades formativas fuera del museo, como las dos ediciones de los Talleres de desarrollo creativo, que han llevado a 60 artistas a realizar actividades formativas en centros educativos de toda Galicia, llegando a más de 3.000 escolares. (7) Las actividades para público general: talleres diversos, conferencias, mesas redondas y conciertos, de entre los cuales los dirigidos a niñas y niños convocan cada domingo a centenares de personas en el museo.

Este listado, siendo un repaso muy sintético, apenas puede dar cuenta de los aspectos más obvios de las actividades del MAC. Las consecuencias del cese de las mismas y el cierre del museo van, sin embargo, mucho más allá de lo evidente: Suponen como es lógico la anunciada reubicación de la plantilla, pero también el total desamparo de la amplia red de profesionales que dan soporte a las diversas y relevantes actividades mencionadas. Suponen también una importante pérdida de recursos, tanto de producción como de visibilidad, no solo para artistas de Galicia, sino para una gran parte de artistas nacionales que tenían al MAC como referencia. Suponen el empobrecimiento de los recursos de formación cultural de la comunidad escolar del entorno del museo y, finalmente, suponen la retirada de una oferta cultural para el público general (no solo gallego) que ha gozado hasta la fecha de una gran demanda.

Nos resulta difícil de comprender la rentabilidad de este anunciado cierre. Por supuesto, consideramos de vital importancia los objetivos que definen la misión de la actual Fundación Naturgy en el ámbito medioambiental, por la eficiencia energética y en las soluciones a la vulnerabilidad en el consumo de este bien básico, pero no creemos que estos hagan que los fines culturales hasta ahora asumidos por la Fundación sean irrelevantes. Abandonarlos supone deshacerse de un capital que va mucho más allá de lo simbólico, aunque no pueda traducirse de forma directa a lo financiero. Cuando muchas grandes empresas invierten y trabajan en afianzar la imagen de su valor social, de su incidencia positiva para la ciudadanía más allá de la lógica y legítima aspiración a la búsqueda del beneficio de sus accionistas, nos sorprende la falta de interés de Naturgy por retener el nivel de reconocimiento que una institución como el MAC ha tardado años en alcanzar.

Tanto esta valoración positiva del museo y su actividad como la oposición al cierre son compartidas por amplias capas de los tejidos cultural y social que pueden sentir vínculo con el MAC. Lo demuestra el eco de las iniciativas desarrolladas por A Colectiva para visibilizar esa oposición: el apoyo a nuestro comunicado por parte de la UNION A.C. y de las asociaciones AVAM (Artistas Visuales Asociados de Madrid) y PAAC (La Plataforma Assembleària d'Artistes de Catalunya), así como las campañas con las que se han recogido más de 18.000 firmas contra el cierre del museo.

Creemos que todo lo expuesto hasta aquí debería ser ya suficiente para reconsiderar la decisión del cierre del MAC o, en todo caso, para la búsqueda de soluciones para que la diversificada actividad de esta institución pueda mantenerse.

Las administraciones, así como otras instituciones autonómicas y municipales son interlocutores dispuestos a negociar formas de mantener parte de esa actividad y su valor. A Colectiva se ofrece también, en representación de la comunidad artística, como interlocutor en las posibles negociaciones y/o para mediar entre la empresa y el tejido cultural vinculado al arte gallego.

Confiamos en poder contribuir a alcanzar una solución lo más satisfactoria posible para todas las entidades implicadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es