03 de febrero de 2019
03.02.2019
Alberto Couselo Presidente en funciones del comité de empresa

"Intentan ligar los sueldos con los beneficios de Tranvías y eso no se había hecho nunca"

"Cuando la empresa tenía beneficios altos, hemos tenido que luchar como lobos para conseguir las subidas de salario o los días de descanso. Nunca ha sido fácil"

03.02.2019 | 01:04
Alberto Couselo, presidente del comité de Tranvías en funciones.

La Compañía de Tranvías celebró elecciones el pasado miércoles. UGT y GTT consiguieron, cada uno, tres puestos en el comité, CCOO, CIG y CSIF, que se presentaba por primera vez a estas elecciones, consiguieron uno cada uno. Si las votaciones no son impugnadas, Alberto Couselo (UGT) será, de nuevo, presidente del comité de empresa, que se enfrenta en este mandato a la negociación de un nuevo convenio.

- ¿Les afecta la bajada del precio del autobús?

-Los trabajadores no tenemos que ver ni con el precio del bus ni con el cambio de líneas, por supuesto, tenemos una opinión, pero no nos la han pedido.

- ¿Puede incrementarse el número de usuarios, que haya más trabajo o suponer algún problema para los conductores que los menores de trece años tengan los viajes gratis?

-No, nosotros lo que tenemos que hacer es nuestro trabajo y lo que nos mande la empresa. Deben organizar una operativa que sea eficaz para que no se produzca fraude y nosotros, simplemente, cumplirla. No le veo mayor dificultad. Nosotros tenemos que conducir y cobrar de la manera que nos digan. Si la tarjeta de los menores de trece años es verde, pues tenemos que estar pendientes de eso. Si hay que pedir el DNI con la tarjeta, pues la pedimos.

- Llevan años solicitando medidas para mejorar su trabajo, como poner baños en las cabeceras de algunas líneas, ¿han tenido alguna novedad?

-Esas reivindicaciones no salieron del comité, salieron de un grupo de trabajadores. Son cosas que llevamos pidiendo toda la vida. Pasamos muchas horas en el autobús y, normalmente, vamos a una cafetería o a un bar. Si hubiese unos baños públicos o unos baños para nosotros en las cabeceras sería más cómodo. Si los buses fuesen nuevos y tuviesen climatización y fuesen menos ruidosos y mejores, influiría directamente en nuestra salud. El aire acondicionado se pidió durante años y ahora hay una parte de la flota que ya lo tiene, pero gran parte carece de él. El usuario lo sufre porque sube al autobús, pero pasa veinte minutos, en el peor de los casos, el conductor, sin embargo, está ocho horas. Los mayores interesados en que todo funcione y en que los buses estén en buenas condiciones somos los trabajadores. Esto no quiere decir que podamos asociar todas estas peticiones a los beneficios de Tranvías. La que tiene que establecer qué va a hacer con ellos es la empresa. A nosotros nos da igual que los baños los ponga la concesionaria, el Ayuntamiento o que los ponga uno y los gestione el otro, a nosotros solo nos importa que nos den servicio.

- ¿Les preocupa el final de la concesión a la Compañía de Tranvías?

-Eso es más o menos lo mismo. Podemos tener una opinión, pero no vamos a tener influencia.

- ¿Pero les afectará?

-Nos afecta, pero nosotros firmamos un documento con el Concello que garantiza que, sea quien sea el concesionario, se mantendrán la plantilla y las condiciones que tenemos. Eso es lo único que tenemos nosotros que ver con la concesión, quien encabece la nómina, a nosotros no nos influye. Con Tranvías estamos bien, es la empresa que tenemos y, más o menos, nos conocemos, pero si entra otra a hacer exactamente lo mismo, no tendremos problema. Lo tendremos si viene una que nos quiera bajar el sueldo a la mitad.

- ¿Qué retos tiene por delante si, finalmente, se confirma su reelección como presidente del comité de empresa?

-Firmar un buen convenio, que nos caduca este año. El reto va a ser complicado porque se está intentando asociar el salario con los beneficios, cuando nunca se ha hecho así. Cuando la empresa tenía beneficios altos, hemos tenido que luchar como lobos para conseguir las subidas de salario o los días de descanso. Nunca ha sido fácil, aunque este año parece que será peor.

- ¿Qué peticiones tienen?

-Está sin elaborar todavía el proyecto final del convenio. UGT, durante la campaña presentó su propuesta, así como otros sindicatos presentaron la suya, y casi todas tienen puntos comunes, como la mejora de salarios. A nosotros nos gustaría reducir el número de horas anuales y que la gente se pudiese prejubilar, ya que, cada vez, hay menos compañeros que llegan a la edad de jubilación. El nuestro es un trabajo que afecta directamente a la salud. Hay compañeros muy jóvenes que tienen ya problemas de espalda. Intentaremos que nuestro trabajo sea más llevadero, mejor pagado y que podamos hacerlo en mejores condiciones.

- ¿En qué medida les afectó la entrada de los buses interurbanos en la ciudad?

-Nosotros no manejamos esos datos. Entiendo que hubo un descenso de personas que bajaban en Os Castros para coger nuestros buses, pero a nivel de trabajo no tuvo un impacto reseñable.

- Una de las reivindicaciones de los usuarios es que el horario del bus es muy limitado, ¿estarían de acuerdo con una ampliación del horario?

-Es irrelevante. Hacemos lo que nos mandan, si nos mandan trabajar de dos a diez, pues lo hacemos, lo que no vamos a hacer es trabajar más horas de las que pone el contrato. Si la empresa quiere ampliar, tendrá que contratar a más personal. No tenemos problema con eso, lo que no podemos hacer, por seguridad y por salud, es entrar a las dos de la tarde y salir a las dos de la mañana. Se amplía el servicio en ocasiones puntuales y nunca nos hemos negado. Ampliar horarios de forma estable con la plantilla que hay, no creo que sea posible.

- ¿Tienen alguna novedad sobre el cambio de las rutas?

-No, es algo que se habla con todos los gobiernos, siempre está sobre la mesa pero nunca se hace. El transporte urbano es un sistema vivo, que cambia porque la ciudad también lo hace, hay barrios que crecen, otros que decrecen... Se han hecho cambios puntuales, pero no una reestructuración.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

CONTENIDO PATROCINADO


Hack a BOS, un nuevo ecosistema tecnológico

La primera escuela de programación de Galicia desembarcará en Vigo el próximo mes de septiembre


La venda va a caer

El jefe de Fotografía de La Opinión A Coruña, Víctor Echave, lanza en su blog la serie 'Campaña (tienda de)', con algunas de sus mejores imágenes de la carrera electoral en A Coruña

esquelasfunerarias.es