15 de marzo de 2019
15.03.2019

El Supremo ratifica que la licencia otorgada a la gasolinera de Carrefour en 2014 es ilegal

El Superior anuló el permiso municipal al entender que incumple las normas de seguridad y ordenó demoler las obras, tras lo que la empresa podría exigir una indemnización al Concello

14.03.2019 | 21:53
Vehículos repostando en la gasolinera de Carrefour en Alfonso Molina.

El Supremo ha rechazado admitir a trámite del recurso de casación presentado por Carrefour contra la sentencia del TSXG que declaraba ilegal la licencia municipal de la gasolinera del hipermercado de Alfonso Molina, lo que obliga a demoler las obras realizadas para albergar la estación de servicio. Fue el Gobierno del PP en 2014 el que concedió este permiso a Carrefour. Sin embargo, el fallo judicial señala que la gasolinera incumple la normativa de seguridad en caso de incendio, que los tanques de combustible no guardan una distancia mínima con el resto de edificaciones y que se trata de una nueva construcción, cuando ahí solo se podría llevar a cabo una rehabilitación. El fallo ya firme pasará por junta de gobierno

El Tribunal Supremo confirma la anulación de la licencia de la gasolinera de Carrefour situada en Alfonso Molina, lo que obliga a cerrar el establecimiento, ya que incumple la normativa de seguridad en caso de incendio. El Supremo acordó la inadmisión a trámite del recurso de casación presentado por Carrefour contra la sentencia emitida por el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia en junio de 2018, que declaraba ilegal la licencia municipal, lo que obliga a demoler las obras realizadas para albergar la gasolinera y abre la puerta a que la empresa pida una indemnización al Concello por la autorización fallida.

El Gobierno del PP concedió la licencia de obra y actividad ambiental a la empresa en 2014. Ese mismo año, la empresa Xestaga, propietaria de otra gasolinera en las inmediaciones del hipermercado, presentó un recurso contra la concesión del permiso al entender que este incumplía la normativa de seguridad y evacuación de personas en caso de incendio y la legislación y planeamiento urbanístico.

En enero de 2016, el Juzgado de lo Contencioso-administrativo número 1 de A Coruña anuló la licencia de la gasolinera. Una sentencia que obligaba a que la estación de servicio cerrase. El juez también ordenó entonces que el edificio debía volver a su estado original, por lo que la empresa tendría que demoler las obras realizadas.

Tanto el Ayuntamiento „que otorgó la licencia„, como Carrefour „que explota la gasolinera„, recurrieron este fallo. Ambos defendieron que la estación se encuentra en un aparcamiento abierto, lo que le permite tener un "espacio exterior seguro" en caso de incendio. Además, señalaron que se trata de una "rehabilitación" y no una nueva construcción, en la que los tanques de combustible sí cumplen la separación de seguridad con respecto a otras edificaciones ya que hay una norma que deja esta cuestión "a criterio del autor del proyecto". Ante esto, el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) dictó sentencia en junio del año pasado confirmando la anulación de la licencia.

El juez sostiene que el recinto supone un "peligro" para los consumidores que usen el servicio o aquellos que transiten por las inmediaciones. Así destaca que "las vías de evacuación vienen representadas por las rampas mecánicas de acceso al centro comercial que se sitúan a más de 50 metros". Además, se trata de una estación de servicio construida en tres alturas con los depósitos de combustible en el sótano por lo que, expone la sentencia, "sin caer en ningún tipo de alarmismo, no resulta difícil imaginar que un incendio pudiera afectar simultáneamente a todas ellas".

El TSXG califica como "dudoso" que los tanques de combustible guarden la distancia de seguridad y apunta que la empresa no había acreditado "al menos la anchura del cubeto, el diámetro de los depósitos enterrados y el grosor de los pilares enterrados". Aunque la empresa defiende que los depósitos se encuentran enterrados bajo rasante, "resulta evidente que tanto los depósitos como las instalaciones de la planta baja están en el interior del edificio", según el TSXG. En este lugar se pueden almacenar hasta 160.000 litros de combustible.

Además, considera probado que las obras ejecutadas son "de nueva edificación", y no de rehabilitación como expusieron Concello y Carrefour. Este es un punto clave ya que la parcela del centro comercial se encuentra fuera de ordenación, lo que impide realizar "cualquier actuación que no fuere de restauración, conservación, consolidación o rehabilitación" porque infringiría el Plan General de Ordenación Municipal (PGOM). El Tribunal tan solo estimó en parte los recursos de apelación interpuestos por el Ayuntamiento y Centro Comerciales Carrefour en cuanto a la imposición de costas procesales.

Tras esta sentencia, los interesados podían presentar recurso de casación ante el Tribunal Supremo. Lo hizo carrefour pero el Alto Tribunal acordó la inadmisión a trámite de este recurso, con lo que confirma que la licencia es ilegal y que la gasolinera tendrá que echar el cierre.

El concejal de Rexeneración Urbana, Xiao Varela, explicó ayer que esta cuestión se llevará a la próxima Junta de Gobierno Local ya que "hay una sentencia que ilegaliza una licencia concedida por el PP". "Así es como operamos, no adelantamos sentencias", señaló.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Contenido Patrocinado


Ecommerce Tour A Coruña vuelve con las últimas novedades

La jornada, que tendrá lugar el próximo jueves, 14 de noviembre en PALEXCO, prestará este año especial atención al mercado de la moda en Galicia



Elecciones Generales 2019

Domingo 10 de Noviembre de 2019, España

Congreso de los Diputados

esquelasfunerarias.es