18 de abril de 2019
18.04.2019

El Concello actualiza el canon de Albada por el IPC tras la sentencia del Superior

La concesionaria de Nostián pidió sin éxito que se aplicase una fórmula polinómica para ajustar el ingreso por el servicio en 2013 que elevaría la factura a 14,7 millones

17.04.2019 | 22:09
Vista general de la planta de Nostián.

El Concello actualiza el canon por tonelada de basura que debe pagar a Albada en función del IPC, después de que los tribunales rechazasen la reclamación de la concesionaria de que se le subiese el pago municipal anual en función de una fórmula polinómica. Esto supondría un abono, solo por los residuos tratados en 2013, de 14,7 millones de euros. Según la liquidación del presupuesto municipal de 2013, se abonaron a la gestora 6,79 millones de euros, cantidad que ahora se revisa, al igual que las de los ejercicios siguientes.

El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia rechazó, en una sentencia de diciembre, que Albada recibiese esos 14,7 millones de euros. Albada demandaba que la cantidad que cobra por el servicio se renovase de acuerdo con una fórmula polinómica en lugar de mediante el IPC, sistema este que se había seguido entre 2003 y 2012 pese a que los pliegos de condiciones del concurso que ganó fijaban que la actualización se realizaría mediante el primer método. Fue la propia Albada la que optó por el IPC para incrementar cada año el coste pero en 2014 presentó una reclamación.

En la sentencia, el Alto Tribunal Gallego refrendaba el fallo de primera instancia y recordaba a Albada que, "desde el año 2003, solicitó y consintió la revisión de precios con arreglo al IPC", un sistema que, además, no recurrió hasta 2014, cuando se inició el pleito judicial.

Además, los magistrados advirtieron en la resolución del pasado diciembre de que la fórmula polinómica que defendía Albada era contraria a la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas: al ignorar índices oficiales en favor de costes reales, el fallo entiende que se vulneraría "el principio de riesgo y ventura" porque siempre se esquivarían las pérdidas.

Después de que los tribunales rechazasen sus pretensiones, Albada presentó, el 20 de marzo, por registro municipal la solicitud de revisión del canon conforme a la variación del IPC de la concesión en el año 2013 y siguientes. El sistema establece una cantidad por cada tonelada tratada, cantidad que varía según el número de toneladas que entran en las instalaciones. Esta se fija por tramos, de manera que cuanta más basura entra, menor será el abono y viceversa.

En el curso 2013, la planta de tratamiento de residuos urbanos de Nostián recibió 155.090 toneladas, una cifra recogida por la Memoria de Gestión municipal del ejercicio. Fue un año especialmente bajo porque se registró una huelga que tuvo las instalaciones con mínima actividad más de tres meses y parte de los residuos se tuvieron que enviar a Sogama. Según la liquidación del presupuesto municipal del año 2013, el Concello ingresó en la cuenta de Albada 6,79 millones de euros. Con la subida con arreglo al IPC, que prevé aprobar la junta de gobierno el lunes, el pago total de ese año quedaría en 7,37 millones.

Las cantidades pagadas a la concesionaria de aquel ejercicio al actual tienen que ser revisadas. Para establecer el precio del canon de 2019, se ha tenido en cuenta la entrada de basura durante 2018. Le corresponde 45,06 euros por tonelada sin IVA.

Cuando en marzo de 2017 Albada vio rechazada inicialmente su intención de recibir estos 14,7 millones, acababa de sufrir otro varapalo en los tribunales, ya que un juzgado rebajó a 4,6 millones de euros la reclamación de 32,5 millones por desequilibrio económico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es