01 de septiembre de 2019
01.09.2019

Los primeros deberes del curso

Los concejales del Gobierno local arrancan septiembre con diversos proyectos sobre la mesa y la elaboración y negociación de los presupuestos como principal objetivo

31.08.2019 | 20:21
La alcaldesa y el resto del Gobierno local el día en que se presentó su organización.

Aunque ya se ha enfrentado a duros conflictos, como el de Nostián, septiembre marca el inicio del curso político para el nuevo Gobierno local. Cada concejalía tiene su propios deberes sobre la mesa, los de cumplir los proyectos más urgentes para el funcionamiento de la ciudad y comenzar a cumplir el programa electoral. Además del trabajo interno, el PSOE debe arrancar también las conversaciones con Marea Atlántica y BNG, con los que firmó sendos acuerdos generales que tendrán que concretarse en votos afirmativos en las sesiones plenarias municipales

Arranca el curso político en el Concello de A Coruña y lo hace con tareas pendientes para el Gobierno local. Con poco tiempo antes del verano para poder ponerse al día, los concejales comienzan el mes de septiembre con retos sobre la mesa.

Hacienda. El primer objetivo para el Ejecutivo municipal es elaborar los presupuestos para el año que viene. La alcaldesa, Inés Rey, ya anunció que el mes arrancaría con las reuniones con los grupos de la oposición para poder conformar un documento que sea aprobado por mayoría en el pleno. El concejal de Hacienda, José Manuel Lage, será el encargado de dirigir las conversaciones y de presentar el documento. Unas cuentas que sustituirán a las actuales, prorrogadas de 2018 por el anterior Gobierno municipal. Tras este encargo urgente, el edil se pondrá manos a la obra en la elaboración de un Plan Estratégico de Desarrollo Económico y Social para 2020 y 2021 y también pretende comenzar a "modernizar" la administración.

Medio Ambiente. La concejala de Medio Ambiente, Esther Fontán, inició el mandato con un conflicto sobre la mesa: el de la acumulación de residuos en la planta de Nostián. Durante semanas ha estado apoyando a la concesionaria del tratamiento de basuras, Albada, y finalmente hace escasos días esta ha llegado a un acuerdo para trasladar los rechazos „los residuos que no se pueden recuperar„ a un centro de Sobrado tras no poder llevarlos al que lo hacían habitualmente desde el mes de abril. Fontán tiene también entre manos dos temas de máxima prioridad e importancia: los contratos de recogida y transporte de desechos y el de limpieza viaria. Ambos están aún en tramitación y suponen grandes cuantías anuales. La limpieza de las calles, uno de los grandes caballos de batalla de la oposición en el anterior mandato, también ocupará a la concejala, que prometió un plan que aún no ha llegado.

Urbanismo y Movilidad. Las nuevas rutas de transporte urbano y el plan de movilidad, que recuperará los carriles bus, son dos de las tareas que tiene pendientes el concejal Juan Díaz Villoslada. Antes del verano se comprometió a que alguna de las medidas del proyecto para mejorar la circulación de todo tipo en la ciudad se implementarían este mismo año. En lo tocante a urbanismo, el edil considera clave la vivienda, aunque aún no ha anunciado qué tipo de medidas tomará para garantizar su acceso. Lo que sí ha avanzado es que apuesta por la edificación en zonas vacías de la ciudad consolidada, ralentizando nuevas urbanizaciones. Villoslada también trabajará en los próximos meses en las numerosas modificaciones pendientes del plan general; entre ellas, la que afecta a la estación intermodal y la que permitirá la Ciudad de las TIC en Pedralonga. En cuanto a Infraestructuras, está continuando las obras proyectadas por Marea.

Barrios y Seguridad Ciudadana. La alcaldesa asumió en junio las competencias en barrios, por lo que, aunque ya ha visitado algunos, prevé intensificar la gestión con los dirigentes vecinales para resolución de problemas. Rey explicó que pretende "mantener diálogo permanente" con todas las asociaciones. La regidora también ostenta la gestión de la seguridad ciudadana y prometió un "refuerzo" de la misma en las calles de la ciudad así como atacar la doble fila a través de la Policía Local.

Servicios Sociales. Seguir descentralizando los servicios sociales es la premisa de la concejala de este departamento, Yoya Neira. Tras la centralización que realizó el PP y el inicio de reversión por los barrios de Marea, la edil pretende avanzar en este modelo, similar al del PSOE en mandatos pasados. De esta manera, Neira busca ofrecer mejores servicios a todas las personas que necesiten de ayuda del Concello y que los técnicos municipales estén lo más cercanos posibles a los vecinos. El centro Novo Boandanza, en O Ventorrillo, será el primero que recibirá esta asunción de competencias y en ello se trabajará en las próximas semanas. La responsable municipal también comenzará el curso con el objetivo de dar pasos hacia el final de los asentamientos precarios en el municipio. Con una visión distinta a la del anterior Gobierno local, serán funcionarios municipales los que trabajarán con chabolistas para ofrecerles una vivienda digna y acciones integradoras.

Turismo y Fiestas. Recién acabadas las fiestas más importantes de la ciudad, las de agosto, la concejala responsable de estos eventos, Diana Cabanas, deberá comenzar a planificar cómo serán las del año que viene. Parecen indiscutible tradicionales eventos como la Batalla Naval o los conciertos en María Pita, pero sí que podría cambiar otras, como el formato del Festival Noroeste. Con respecto a turismo, la concejalía estudia cómo impulsará el turismo de congresos que Palexco ha descartado para potenciar la organización de espectáculos y celebraciones sociales. Un nicho de mercado que, según el plan estratégico de la ciudad, se podría potenciar y sacar rendimiento en la ciudad. Tras la vuelta al trabajo también toca negociar los convenios con las aerolíneas para un Alvedro que hereda en crecimiento.

Cultura. El concejal de Cultura, Chero Celemín afronta un problema heredado: el de las bibliotecas. Tras descartar, por ahora, que el servicio se gestione directamente desde el Concello, los técnicos trabajan para sacar antes de que acabe el año el contrato que garantice la actividad de estos centros de lectura. Sobre los proyectos que el edil quiere acometer, apunta a los Museos Científicos, que necesitan, dice, "una actualización", y la Orquesta Sinfónica. En relación a esta última, el concejal sigue las negociaciones con la concesionaria del Palacio de la Ópera para que el recinto pase a manos municipales en breve.

Deportes. Mantener las instalaciones actuales y arrancar una ciudad deportiva, en Feáns o Pedralonga, son las dos grandes promesas del concejal de Deportes Juan Ignacio Borrego. También apuesta por darle visibilidad a disciplinas con menos recursos o al deporte femenino. El edil dice que trabajar para atraer nuevas competiciones que puedan promocionar la ciudad y mejorar su desarrollo económico.

Empleo. La responsable de Empleo, Eva Martínez Acón, retomará, como gran desafío de su área, el proyecto de la Ciudad de las TIC, un parque empresarial para este tipo de empresas innovadoras en los actuales terrenos de la fábrica de armas. La edil pretende "abrirse" a todos los agentes sociales a través de contactos permanentes y diálogo con empresas y trabajadores para impulsar el empleo en la ciudad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es