06 de octubre de 2019
06.10.2019

La música derrota a la violencia

Lápices, libros y niños salen victoriosos en el videoclip del ANPA Aturuxo con los alumnos del colegio Rosalía de Castro

05.10.2019 | 19:42
La música derrota a la violencia

La violencia es una plaga terrorífica que amenaza la convivencia, una especie de monstruo sin forma pero peludo que se propaga hacia todas partes de múltiples maneras ("en la voz, en los gestos") ¿Cómo detenerla?, ¿cómo combatirla? Con música, lápices que dibujan corazones y un mensaje que incita a la acción: "libertad, amor, igualdad, empatía". Eso vale para salir victorioso de la batalla contra la violencia. La fórmula no puede ser más esperanzadora, y divertida, que como la muestra el videoclip de la canción Non violencia, una iniciativa surgida del ANPA Aturuxo del colegio Rosalía de Castro, que ayer presentó la pieza audiovisual en el teatro Colón.

El videoclip ya se puede ver en YouTube y a través de las redes sociales del ANPA del centro educativo. Los coruñeses Manu Viqueira, realizador y director, y Manel Cráneo, dibujante y padre de un alumno del colegio, pusieron en marcha el proyecto Non violencia, que incluye talleres de diálogo, sesiones educativas con debates sobre cuestiones éticas y afectivas y la grabación, durante cinco días, del videoclip de la canción del mismo título protagonizado, además de por músicos y artistas coruñeses (Fernando Esclusa, Pablo Díaz, Silvia Penide, Dores Tembrás, Pulpiño Viascón), por los 200 alumnos y alumnas del Rosalía de Castro. Familias y profesores aportaron también su grano de arena.

Los niños huyen de la invasión de ese monstruo de pelo que los persigue por las aulas y pasillos de su colegio, pero le plantan cara con la ayuda de los consejos de sus maestros y con flautas, lápices que dibujan y libros que se leen, juegos, balones, gomas de borrar, guitarras eléctricas, una gaita... Todo ello en imágenes coloridas, un montaje muy animado y a ritmo de rock and roll, el estilo con el que se toca y se canta el tema musical, coronado por el estribillo contagioso que es "Non violencia, non violencia". "Somos motor de cambio, e ti para cando?", corean los niños y niñas. Hasta que el monstruo de la violencia acaba convertido en una pequeña pelota de polvo que una escoba y un recogedor arrojarán a la basura.

La comunidad educativa del centro disfrutó a lo grande del vídeo y la canción ayer en el Colón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es