30 de noviembre de 2019
30.11.2019

Un hilo que une generaciones

Jóvenes y mayores se unen para reinventar el exterior de la Normal y mandar un mensaje de ecologismo y colaboración

29.11.2019 | 23:12
Participantes de 'O fío da vida' ayer, en la primera jornada de intervención en la Normal.

Un jardín con plantas aromáticas, telares de colores que recubren los muros y hojas de palmeras que adornan las farolas, así se presenta el renovado exterior del edificio de la Normal después de la primera intervención de los integrantes del proyecto ParticipArte Interxeneracional de la Universidade da Coruña (UDC) ayer por la tarde. La iniciativa, titulada O fío da vida y seleccionada en los Presupuestos Participativos de la UDC, ha unido a los alumnos de la Universidade Sénior y a los estudiantes más jóvenes para reinventar el espacio y transmitir un mensaje de ecologismo y de colaboración entre generaciones.

El Colectivo Oasis Monte Alto, que reivindica la participación ciudadana como una forma de transformar el entorno y satisfacer las necesidades de la comunidad, fue el encargado de dinamizar el proyecto. "La intención era poner de manifiesto los valores sociales intergeneracionales y aunar los conocimientos de los mayores con los de los jóvenes para crear un tejido tanto en el exterior como en el interior del edificio", explica Ana Lee, miembro del Colectivo.

Un despliegue de materiales y de colores y más de medio centenar de personas de todas las edades han dado como resultado un cambio radical en la Normal, que ahora llama la atención de todos los viandantes. Tal y como explica Paloma Soriano, otra de las vecinas del Colectivo, en las sesiones de diseño realizadas han surgido "técnicas muy diversas", y las más pintorescas han encontrado su sitio en el proceso: desde unas macetas hechas con pantalones viejos hasta una tela de araña tejida con hilos de colores que recubre la zona del aparcamiento. Ideas de generaciones diferentes que convergen en un proyecto único.

El ecologismo es otro de los grandes pilares de la iniciativa, en su mayor parte realizada con materiales reciclados, y el mural que rodea al edificio es un reflejo de ello. "En el muro tejemos elementos relacionados con el mar. Empezamos con plásticos oscuros, símbolo del Prestige, y continuamos con materiales más orgánicos y de colores relacionados con la naturaleza", explica Lee.

Si bien el cambio ha sido mayúsculo después del primer día de intervención, hoy tendrá lugar la segunda jornada, en la que se dará por finalizado el proyecto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook



 

esquelasfunerarias.es