09 de febrero de 2020
09.02.2020
La lucha contra el consumo de alcohol en menores

"Fue una lucha de todos"

Vecinos de la plaza del Humor recuerdan las noches sin dormir por el botellón, ahora prohibido en Méndez Núñez, y defienden que "debe erradicarse, no trasladarse"

08.02.2020 | 21:33

Hace trece años, los vecinos de la plaza del Humor lucharon contra el botellón. Salieron en la calle a manifestarse y consiguieron que esta práctica desapareciese de la zona. Se trasladó a los jardines de Méndez Núñez, donde también está prohibido. "Sabemos que es complicado, pero en otros países esto no existe", apunta Beatriz Rodríguez, una de las vecinas que encabezó las protestas en 2007. Recuerda que "la unión hace la fuerza" y que, aunque los vecinos ya no pasan la noche sin dormir, "sigue habiendo ruido" en el centro de la ciudad

Noviembre de 2007. Los vecinos de la plaza del Humor salían en procesión, con velas, y depositaban la basura en la calle en lugar de en los contenedores. Fue su forma de protestar contra el botellón. Después de decenas de noches sin dormir, consiguieron que el Concello, con Javier Losada como alcalde, declarase esta plaza Zona de Especial Protección. Fue el fin del botellón. "Conseguimos lo que queríamos, pero porque fue una lucha de todos. Nos juntamos los vecinos de la Ciudad Vieja, Orzán y Pescadería para acabar con el problema", cuenta Beatriz Rodríguez, que en su día encabezó las protestas.

A día de hoy, sigue viviendo en el mismo sitio, pero el ruido ya es "insignificante" comparado con aquellos botellones. "Se juntaban más de 2.000 personas en una plaza tan pequeña. Parecía una caja de música", apunta.

Beatriz Rodríguez confirma que "la clave del éxito" fue el movimiento vecinal. "Nos unimos todos. Y yo creo que eso es lo que falta hoy, ahora los vecinos van a su aire. Hay que tener en cuenta que la unión hace la fuerza. La gente tiene que salir a la calle y protestar", opina.

El botellón vuelve a ser noticia. Esta vez por su prohibición en los jardines de Méndez Núñez. "Hace 13 años, nosotros pedimos que se erradicase, no que se trasladase. Sabemos que es complicado, pero en otros países no existe", reflexiona esta vecina, que defiende que se trata de "un tema de cultura y aprendizaje". "Parece mentira que, después de todos los años que pasaron, sigamos igual", analiza.

Es cierto que la plaza del Humor está libre de botellón, pero Beatriz Rodríguez asegura que "en la zona centro, sobre todo donde hay locales de ocio nocturno, sigue habiendo mucho ruido". "Aquí ya no hay ese problema, pero a nivel ciudad no ha cambiado nada. Es una pena", explica, a la vez que señala que "existe también un problema de limpieza y de salud pública". Esta vecina apuesta por "mentalizar" a los jóvenes "sobre el alcohol, el tabaco y el resto de drogas". "Todo hemos salido, pero con consciencia de lo que eso supone", concluye Beatriz Rodríguez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook


esquelasfunerarias.es