05 de junio de 2020
05.06.2020
La Opinión de A Coruña

Pescadería se ofrece a su renovación

La Xunta abre el plazo para que dueños de edificios abandonados en esta zona se los vendan para reformar y alquilar - El plan, anunciado en 2016, llega a un mes de las elecciones

05.06.2020 | 01:26
Ámbito de Pescadería, entre las plazas de Pontevedra, de España y San Agustín, en el que la Xunta quiere comprar edificios y solares abandonados.

El plan 'Rexurbe' de la Xunta arranca en la ciudad con la apertura del plazo para que los dueños de solares o inmuebles abandonados en el barrio de Pescadería los ofrezcan a la venta. La administración gallega prevé gastar un millón de euros este año en la compra de edificios en esta zona para rehabilitarlos y ofrecerlos a los vecinos en régimen de alquiler. Este programa lo anunció el presidente Feijóo para la ciudad antes de las elecciones gallegas de 2016, pero A Coruña no entró ni en la primera ni en la segunda convocatoria; lo hace ahora, con el anuncio del plazo de ofertas, a un mes de una nueva cita con las urnas

Un millón de euros para lavarle la cara a Pescadería y mejorar sus oportunidades de habitabilidad. Esta es la cantidad que gastará la Xunta en A Coruña dentro de la convocatoria anual del plan Rexurbe, con el que la administración gallega comprará edificios o solares en estado de abandono en esa zona de la ciudad para rehabilitarlos y ofrecer viviendas en régimen de alquiler. El plazo para que los propietarios de estos inmuebles presenten ofertas y los adquiera la Xunta lo abrió ayer el Instituto Galego da Vivenda e Solo y terminará el próximo 25 de agosto.

El Gobierno autonómico se gastará en la ciudad uno de los 1,5 millones de euros reservados para el programa en 2020 entre A Coruña, Mondoñedo y Ribadavia. Será la primera vez desde hace tres años, cuando se puso en marcha, que el plan Rexurbe tenga arranque y recorrido en la ciudad, aunque el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo anunció su implantación en la zona del Orzán incluso antes, en septiembre de 2016, en la campaña de las elecciones autonómicas; ahora retoma esta iniciativa urbanística a poco más de un mes de otro proceso electoral con el anuncio de la apertura del plazo para la presentación de ofertas.

El objeto del plan Rexurbe es mejorar las condiciones de habitabilidad en un ámbito urbano histórico y llevar a cabo políticas de renovación a través de actuaciones de rehabilitación y del alquiler de viviendas que tendrán la calificación de promoción pública. En A Coruña la zona escogida es Pescadería, donde junto a construcciones de distintas décadas y en diferente estado de conservación, conviven medio centenar de edificios abandonados desde hace mucho tiempo, parte de ellos ruinosos.

El área de Pescadería delimitada por el Instituto Galego da Vivenda e Solo (IGVS) para aplicar el programa va desde la plaza de Pontevedra hasta la plaza de España, con las calles Orzán y Vista como ejes vertebrales. El ámbito también comprende edificaciones en mal estado en las calles Sol, San Andrés, Pastoriza, Cordonería, Rúa Ciega y Barrera; incluso llega a Panaderas, San Nicolás, Marqués de Pontejos y San Agustín.

La Xunta hace una primera estimación de 25 adquisiciones de inmuebles con los 1,5 millones de euros que gastará en la tercera convocatoria del plan Rexurbe en las tres localidades gallegas, con la previsión de habilitar más de 50 viviendas, "aunque el número definitivo dependerá de los inmuebles adquiridos y de los proyectos constructivos y de rehabilitación de cada uno", apunta en una nota informativa. Los edificios y parcelas que se oferten deberán reunir requisitos mínimos, como que los costes de rehabilitación no resulten "desproporcionados", no estén afectados por servidumbres o cargas "que puedan hacer inviable la actuación" y que las nuevas viviendas sean "óptimas" desde el punto de vista de la habitabilidad.

Las personas interesadas en la oferta deberán presentar ante la Dirección Xeral del IGVS un escrito en el que figuren sus datos personales, las características del inmueble con indicación de su superficie y de la calle o plaza donde esté situado, y una propuesta del precio exigido para su adquisición, que no podrá estar condicionado ni incluir variantes o alternativas. Se podrán presentar tantos escritos como inmuebles se pretendan vender.

Además de fijarse el Gobierno gallego en Pescadería para su programa de rehabilitación, el Ejecutivo local acordó a finales de abril solicitar a la Xunta que declare esta misma zona Área de Regeneración Urbana de Interés Autonómico, llamada también área Rexurbe (no confundir con el plan Rexurbe de adquisición de inmuebles y solares). A este instrumento que contiene la ley de rehabilitación y renovación urbanas de Galicia se acoge el Concello para tratar de recuperar el entorno más degradado de la zona de Pescadería, donde un informe reciente del departamento de Rehabilitación y Vivienda localiza casi 40 edificios y bajos, el 10% del total, en estado ruinoso.

Xunta y Ayuntamiento acordaron en octubre pasado que el ámbito escogido para la declaración de área Rexurbe sería solo la Ciudad Vieja, aunque en el acuerdo de la Junta de Gobierno Local de abril se recoge en la solicitud al IGVS tanto el casco histórico (entre las calles Herrerías, plaza de Las Bárbaras, Santa María, plaza de Santo Domingo y Santo Domingo) como el eje Orzán-Panaderas, que atraviesa la zona de Pescadería.

Con la denominación de área Rexurbe la zona determinada deberá contar con un plan de dinamización con el que planificar un programa plurianual de actuaciones a nivel arquitectónico para fomentar la rehabilitación de edificios y viviendas y la mejora del espacio público, así como medidas de carácter económico y social. Las intervenciones tendrán la consideración de preferentes en los programas financiados con fondos propios de la Xunta y acceso prioritario a fondos estatales y europeos en el marco de los respectivos programas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es