28 de julio de 2020
28.07.2020
La Opinión de A Coruña

Hosteleros y vecinos de la calle Oliva denuncian la presencia de contenedores llenos y malolientes

Aseguran que los líquidos generados por los residuos de marisco atraen al lugar a insectos y roedores

28.07.2020 | 01:26
Contenedores llenos de basura en la calle Oliva.

Una veintena de hosteleros y un centenar de vecinos de la calle Oliva y su entorno denuncian la presencia de contenedores en ese lugar en los que se acumulan los residuos de mariscos consumidos en los locales de la zona sin que se vacíen de forma regular, por lo que se generan malos olores. Los afectados critican además que se haya suprimido el refuerzo en la recogida de la basura que se efectuaba en esta zona por la alta concentración de establecimientos hosteleros, ya que aunque lo consideran ineficaz porque se efectuaba a las 16.00 horas y aún no había terminado el servicio de comidas, contribuía a que los contenedores no estuvieran tan saturados como ahora.

El restaurante Eclectic expresó hace un año su queja al Concello por la existencia de un contenedor roto frente a este local, del que salen los líquidos procedentes del marisco arrojado en su interior, situación que todavía no se ha subsanado, lo que le ha llevado a suprimir su terraza. Vecinos y hosteleros culpan de esta situación a las concejalías de Medio Ambiente y de Turismo y añaden que es "solo la punta del iceberg", puesto que aseguran que los contenedores "no son lavados ni desinfectados a diario" y que los líquidos que salen de ellos "atraen a insectos y roedores".

Para estos empresarios, esos contenedores "representan un peligro para la salud pública" al encontrarse en una calle en la que dice que no existe una limpieza diaria con agua, que además no se efectúa bajo los contenedores., por lo que defienden Vecinos y hosteleros piden que se retiren y que los residuos que ahora reciben se viertan en los absorban los contenedores soterrados de las plazas de San Nicolás y del Humor y que se refuerce la recogida en ambos puntos.

Edificio abandonado

También denuncian que el callejón ciego de la calle Oliva es aprovechado por "algunos incívicos" para hacer sus necesidades, por lo que ante la falta de limpieza por parte del Concello son los propios hosteleros quienes la realizan. Otro de los problemas existentes es el edificio abandonado situado entre ese callejón y las calles Florida y Oliva, ya que del mismo caen cristales, mampostería, y trozos de madera de los tenderetes, mientras que cables cuelgan de la fachada.

Sergio Musso, chef y propietario del restaurante Eclectic, presente en la guía Michelin y situado entre las 10 mejores experiencias gastronómicas del mundo según la lista True Tor Foodie desde 2018, asegura que los turistas gastronómicos que visitan el local "la postal que se llevan es la falta de limpieza de la calle, el hedor que sueltan los mariscos en descomposición de unos contenedores rotos y saturados a partir de las 18.00 horas" .

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es