17 de septiembre de 2020
17.09.2020
La Opinión de A Coruña

El Concello regulará el tráfico, el transporte y el aparcamiento en una misma ordenanza

Mobilidade activa una consulta pública para recibir opiniones y elaborar un borrador y aprobar la norma en 2021 - Salud, movilidad blanda y reducción de velocidad, ejes del texto

17.09.2020 | 01:02
La alcaldesa, a la izquierda, observa unos patinetes eléctricos y a sus usuarios.

El Concello ofrece a la ciudadanía la oportunidad de participar en la elaboración de la futura ordenanza de movilidad, con la que pretende regular a partir de 2021 distintos aspectos del tráfico en la ciudad ya recogidos en otras ordenanzas (circulación e infracciones, transporte de viajeros, ordenación del aparcamiento) e incorporar nuevas materias que carecen de regulación (carriles bici, transporte de mercancías, uso de patinetes). Para ello, la web del área municipal de movilidad ( www.coruna.gal/movilidad) acaba de abrir un periodo de dos meses de exposición pública con el que activa una consulta por la cual particulares, colectivos y entidades representativas afectadas por la nueva ordenanza pueden dejar opiniones y sugerencias.

Con las aportaciones, el Gobierno local confeccionará un borrador de ordenanza para desarrollarlo y llevar el texto final al pleno municipal para su aprobación ya el próximo año, explicó el concejal de Mobilidade, Juan Díaz Villoslada. El documento normativo tendrá en cuenta los objetivos específicos del Plan de Movilidad Urbana Sostenible de 2013, confeccionado en el mandato del PP. Una apuesta clara por la sostenibilidad, el cuidado del medio ambiente y de la salud pública, la reducción de la velocidad a través del límite de 30 kilómetros por hora salvo en aquellas calles con más de un carril por sentido y el uso de vehículos blandos frente al coche privado son los ejes principales que articularán la ordenanza de movilidad, según apuntó ayer la alcaldesa, Inés Rey. "Una ciudad más segura para los vecinos", resumió.

E Circulación. Peatonalizaciones de vías urbanas -Alcalde Marchesi, Compostela, Emilia Pardo Bazán o Monte das Moas son ejemplos de calles en la que el Concello ha eliminado temporalmente el tráfico de vehículos-, diseño y puesta en marcha de los carriles bici, plataformas únicas o vías de velocidad reducida y prioridad a las medidas de eficiencia energética y reducciones de emisiones a la atmósfera. Con base en estos principios, la ordenanza se propone revisar la regulación actual de la circulación para adaptarla a la normativa vigente de tráfico.

E Transportes. El transporte colectivo (bus, taxi, vehículo compartido), la bicicleta y los desplazamientos a pie se toman como "formas de movilidad preferentes" para la elaboración de la ordenanza. El Ejecutivo quiere fomentar el uso del bus urbano frente al coche privado sin olvidar el transporte alternativo de energías renovables. Urge regular el uso de los vehículos de movilidad personal, como los patinetes eléctricos, de acuerdo con la normativa que apruebe en este ámbito la Dirección General de Tráfico, sin olvidar la autorización de transportes especiales como el bus turístico, el bus escolar y el taxi para adaptarlos a la normativa básica estatal o autonómica y introducir ventajas para la concesión de licencias.

E Aparcamiento. El estacionamiento en vías públicas, regulado con sucesivas modificaciones a partir de un texto de 1998, es otra de las ramas que absorberá la ordenanza. El foco apuntará al aprovechamiento de plazas de aparcamiento entre distintos usuarios (ORA, residentes, plazas sin ordenación), la ampliación del perímetro de la zona de aparcamiento regulado (ORA) y la aplicación de nuevas tecnologías para la gestión de este regulación, con la inclusión de sectores o grupos de usuarios concretos, apunta la presentación del proyecto y de la consulta en la web municipal.

E Mercancías. El sector del reparto de mercancías (también llamado última milla) que hace uso de las zonas de carga y descarga señalizadas comprende otro apartado que prevé recoger la nueva ordenanza. El reto es introducir modos de distribución urbana final de mercancías "más sostenibles con criterios que impulsen un sistema común y homogéneo", tratando de eliminar barreras geográficas y administrativas y fomentando la "interoperabilidad".

E Ayudas. Con la sostenibilidad como norte, la regulación de la movilidad se abre a la inclusión de todos los colectivos "para que ninguno se quede atrás" y plantea la introducción de medidas que favorezcan un sistema de subvenciones en materia de movilidad. No especifica el Concello qué clase de ayudas promover, aunque deberán estar alineadas con los objetivos de "mejora de la calidad del aire, el impulso a los modos de transporte alternativo y el aumento de la eficiencia energética".

E Sostenibilidad. Frente al "uso irracional" de los coches privados, A Coruña defiende recurrir a transportes beneficiosos para la salud de los vecinos y el medio ambiente. "Una nueva movilidad es posible, y pasa por cuidar el medio ambiente y la salud pública apostando por la sostenibilidad. Queremos que esta apuesta marque el proyecto de ciudad para este año y los siguientes, en la línea de las grandes ciudades y de las capitales verdes", destacó la alcaldesa en la presentación de la Semana de la Movilidad Urbana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es