22 de septiembre de 2020
22.09.2020
La Opinión de A Coruña

La Audiencia Provincial condena a 13 años de cárcel al hombre que asesinó a su amigo en Labañou

"De forma sorpresiva y sin darle ninguna oportunidad de reacción defensiva a la víctima y con la intención de acabar con su vida, la desestabilizó agarrándola por el cuello", según la sentencia

22.09.2020 | 17:08
Hombre condenado por asesinar a su compañero de piso en A Coruña

La sección segunda de la Audiencia Provincial de A Coruña, "de acuerdo con el veredicto de culpabilidad emitido por el Tribunal del Jurado", ha condenado como autor de un delito de "asesinato alevoso, concurriendo la atenuante muy cualificada de confesión, a la pena de 13 años de cárcel" al hombre que estranguló a su compañero de piso en abril de 2019 en Labañou, según informa el departamento de comunicación del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG).

El sospechoso, según la sentencia, se dirigió a la habitación donde estaba la víctima para enfrentarse a ella y pedirle explicaciones acerca de sus comentarios y actitud despectiva hacia él, por lo que surgió entre ambos una discusión y enfrentamiento verbal. Durante la disputa provocada por el condenado, el fallecido se dirigió al baño, hasta donde fue perseguido por su amigo. Un vez allí, según la resolución, "de forma sorpresiva y sin darle ninguna oportunidad de reacción defensiva a la víctima y con la intención de acabar con su vida, la desestabilizó agarrándola por el cuello con su brazo derecho, presionando con fuerza hasta que la giró, quedando su espalda contra su pecho", según el TSXG.

El Tribunal del Jurado consideró probado que durante unos minutos apretó con su brazo fuertemente el cuello de su amigo. "Después de escuchar un chasquido y notar cómo cedía la zona del cuello, dejó de hacer fuerza con su brazo, pero no lo soltó y, continuando con el propósito e intención de acabar con su vida y estando aún a la espalda del fallecido, le cogió el cinturón que éste llevaba puesto y se lo colocó en el cuello, presionando con fuerza hasta provocarle la asfixia y muerte", relata la Audiencia en el fallo, en el que indica que el condenado fue diagnosticado en su exploración forense de personalidad con algún rasgo esquizoide, con restricción de la expresión emocional, apatía y frialdad emocional.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es