El Puerto Exterior sirve en los últimos días de punto de apoyo y entrada de sal marina para luchar y despejar de nieve y hielo las carreteras de Galicia, Asturias y Castilla y León. El Puerto de A Coruña anunció hoy la llegada de 5.000 toneladas provenientes del sur de la península y que fueron descargadas en Langosteira con la coordinación de la TMGA. En los próximos días se repetirá la operación ante el regreso de las precipitaciones y las bajas temperaturas que se mantienen.