El presidente de la Diputación, Valentín González Formoso, asegura que el hecho de que la Diputación ponga el nombre de Rosalía Mera al instituto Calvo Sotelo es una forma de “reconocer la relevancia de una mujer que dejó su huella en diversos ámbitos de la ciudad y de la provincia: el empresarial, el social, el de la cultura o el de la igualdad”.

El cambio en la denominación del centro educativo, fundado en 1956 como obra social y dependiente de la Diputación, fue aprobado por el Consejo Escolar del centro y por la Comisión de Réxime Interior con los votos a favor de PSOE y BNG, que integran el Gobierno provincial, PP y Alternativa de los Veciños y la abstención de Marea Atlántica. El acuerdo será refrendado definitivamente por el pleno provincial del 29 de enero.

“Cientos de jóvenes de toda la provincia tendrán cada año la oportunidad de formarse en un centro educativo que llevará el nombre de Rosalía Mera, lo que para nosotros es un motivo de orgullo que hace honor al compromiso social y con la educación que caracterizó la trayectoria de Rosalía Mera”, afirmó González Formoso. La Diputación destaca el carácter emprendedor y el compromiso social “de una mujer hecha a sí misma”.