El informe sobre el tráfico en la ciudad durante el año pasado recoge que la avenida de Alfonso Molina fue la única que superó en intensidad media diaria de tráfico a la de O Porto. Si Lavedra registró en dirección entrada a la ciudad, una intensidad media de 19.310 vehículos cada día y 21.030, en dirección salida, la que enlaza con el túnel de la Marina llegó, en conjunto, hasta los 19.104 durante el ejercicio. Una cifra superior a la de otras arterias, como la ronda de Outeiro, que registró 17.070 vehículos de media diaria, o Juan Flórez (10.954).

La intensidad media diaria se calcula con unos medidores que están instalados en unos puntos fijos de las vías y, algunas de ellas, dependiendo de su longitud, cuentan con varios sensores. La avenida do Porto, por ejemplo, tiene medidores en un solo tramo, mientras que la ronda de Outeiro los tiene en cinco; el paseo marítimo con la avenida Pedro Barrié de la Maza, en tres; y las avenidas de Arteixo y de Finisterre, dos cada una.

Los datos del tráfico del año pasado están, inevitablemente, condicionados por la pandemia, por la declaración del estado de alarma y las limitaciones en la movilidad.

En la avenida do Porto, en enero la intensidad media diaria —que suma ambos sentidos de circulación— fue de 24.459 vehículos; en febrero, cuando todavía no había restricciones, ascendió a 25.827. En marzo, con los primeros quince días del confinamiento, la media bajó a 11.875 vehículos al día. La cifra se redujo más de la mitad en abril, hasta llegar a los 4.369. A partir de mayo, cuando se relajaron las restricciones, los datos fueron aumentando hasta llegar al pico de octubre, con 22.289 vehículos de media diaria.

Los datos de entrada a la ciudad por Alfonso Molina están agrupados por trimestres y, en ellos, se puede ver también el impacto de la pandemia. En el primer trimestre, que solo coge quince días de restricciones, la media de vehículos al día fue de 21.592; en el siguiente bajó a 12.707 y, tras el levantamiento de las medidas más duras, el tercer trimestre se cerró con una media de 22.177. El último, con los cierres perimetrales, se quedó en 20.766. Las cifras del tramo de salida son similares con 23.529, en el primer trimestre; 13.701, en el segundo; 24.248, de julio a septiembre, y 22.640, en el último tramo del año.

En la ronda de Outeiro, por ejemplo, los primeros dos meses del año, la intensidad media diaria era de más de 21.000 vehículos al día, una cifra que se redujo a 4.893, en abril. Los datos de la ronda de Nelle, además de por la pandemia, estuvieron condicionados por la demolición del viaducto. Otra de las vías que apuntaba a tener tanto tráfico como la avenida do Porto en los primeros meses del año es el paseo marítimo, en la zona de la avenida Pedro Barrié de la Maza, ya que su intensidad en febrero superó los 25.400 vehículos, pero su media fue inferior.