Cuatro camiones de Bomberos se trasladaron en la tarde de este sábado a la antigua cárcel, frente a la Torre de Hércules, para sofocar un incendio que se produjo en su interior. El aviso se dio cerca de las 19.40 horas, cuando el humo empezó a salir de las instalaciones y sorprendió a muchos de los transeúntes que se encontraban paseando por la zona.

Hasta la antigua prisión se desplazaron los Bomberos, que accedieron al interior y encontraron el origen del incendio en una habitación con colchones abandonados apilados. Fue lo único que ardió, según informaron después los Bomberos, que recuerdan que estos colchones suelen tener materiales altamente inflamables.

Las redes sociales se llenaron de fotografías y vídeos del incendio, aunque los Bomberos pudieron controlarlo con rapidez. Hasta allí se desplazaron también Policía Local y Policía Nacional.