Los yacimientos arqueológicos de titularidad municipal contarán pronto con un nuevo plan para su conservación y mantenimiento. El objetivo es evitar su deterioro, mejorar su aspecto para el disfrute de los vecinos y hacer un análisis continuado que permita actuar sobre ellos con rapidez. Una ITV permanente en la que las tareas clave serán el desbroce, la limpieza de grafitis y la fijación de elementos susceptibles de desprenderse. Además, se repondrán y mejorarán los carteles con información de estas ubicaciones.

Espigón del Orzán. Las intervenciones en ese punto se centran, sobre todo, en la limpieza en seco. Por un lado, para eliminar de forma manual la vegetación sobre estructuras arqueológicas, lo que provoca menos daño, y, por otro, para hacer desaparecer depósitos de superficie, polvo y detritus —resultado de la descomposición de una masa sólida en partículas—. Se propone también el tratamiento localizado con herbicidas no tóxicos para acabar con los vegetales colonizadores así como la limpieza manual de los sistema de evacuación de aguas. Aquí también preocupan los grafitis. El Concello, que ya inició una campaña para eliminar estas pintadas vandálicas en la ciudad, incluye en el plan la necesidad de borrarlas de los restos arqueológicos.

Fuerte de Valparaíso. Así se denomina al castillo de Eirís, aunque unos estudios revelaron que en realidad debía de encontrarse en la zona de O Montiño. También fue objeto de pintadas, por lo que el borrado de grafitis es una de las tareas a llevar a cabo. A la limpieza de superficies se une aquí el repaso de juntas y la colocación de una lámina geotextil para la protección de los restos. Además, se actuará sobre los elementos de pequeño tamaño para evitar su desprendimiento y se eliminarán las malas hierbas.

Estructura hidráulica romana de la calle de la Franja. En el pliego, solo se especifica la limpieza en seco de depósitos de superficie y polvo, pero la adjudicataria podrá establecer otras actuaciones en caso de que sean necesarias tras los análisis. Una vez empiecen los trabajos, se concretará el estado actual del yacimiento para proceder a su conservación y mantenimiento.

Muralla. El desbroce es la tarea clave en el sistema defensivo de la Ciudad Alta, como lo denominan en este proyecto. Como en otras estructuras, se tratará la vegetación con herbicidas. La limpieza, en algunos puntos, se hará con aire a baja presión. También se evitará el desprendimiento de restos y se limpiarán manualmente los sistemas de evacuación de aguas pluviales. Aquí se incluye la limpieza de grafitis.

Petroglifos. El Altar, Monte dos Bicos y el existente al Norte de la Península de la Torre de Hércules. Sobre estos petroglifos se hará limpieza, no solo de residuos, sino también de vegetación. Se acondicionarán las canaletas de drenajes y se colocarán láminas geotéxtiles como protección. Será necesario sellar las grietas.

Convento de San Francisco. La empresa encargada del mantenimiento y conservación de los yacimientos arqueológicos deberá eliminar las malas hierbas de esas ruinas, que también serán sometidas a una limpieza en seco. En una pequeña parcela, se fijarán los elementos que se encuentren desplazados.

Viaje del agua a Visma. Los restos del acueducto, en muchos puntos cubiertos de vegetación, se someterán a un desbroce. Pero no solo manual, como en otras zonas, también se realizará con una motodesbrozadora de disco.

Castro de Elviña. Su estado ha mejorado desde que se programan visitas por estos restos, pero el crecimiento de la vegetación contribuye a su deterioro. Los trabajos de limpieza y desbroce se extenderán por más de 14.000 metros cuadrados. En los terrenos más inclinados, será necesario el uso de la motodesbrozadora de hilo o de disco. También se podrá usar tractor. El plan incluye la posibilidad de talar árboles si estos suponen un impacto negativo para la visibilidad del yacimiento arqueológico. También se acondicionarán los caminos en la zona de interés patrimonial.

Torre de Hércules. En casi 700 metros cuadrados se procederá a la limpieza en seco con herramientas manuales o maquinaria de aspiración.