La estadística turística de A Coruña para el pasado mes de julio mejora significativamente en relación a 2020, pero las cifras, tanto de visitantes como de noches pasadas por estos en la ciudad, son sustancialmente inferiores a las que se registraban antes de la pandemia. De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), el municipio recibió 38.216 visitantes en julio de 2021, lo que supone un 64,5% más que en el mismo periodo del año pasado. Pero en 2019 los turistas fueron 49.868 personas. La caída desde el último año de la pandemia fue de 11.652 personas, un 23,4%.

Como ya ocurrió en el mes de junio, los datos de este julio son de los más bajos desde que el INE empezó a ofrecer datos, en 2005. Además de en el verano del 2020, influido por la pandemia, A Coruña solo había tenido menos visitantes que en julio de este año en 2008, 2012 y 2014. Entre 2015 y 2018 la cifra estuvo siempre por encima de las 50.000 personas.

El mismo fenómeno se hace patente en lo relativo a las pernoctaciones. Los turistas pasaron 83.838 noches en A Coruña durante el pasado mes de julio, un incremento muy significativo en relación a las algo más de 50.000 pernoctaciones que se registraron en 2020. Los hoteles de la ciudad llegaron a una ocupación del 63%. Pero en 2019 se llegó a la cifra de 119.408: en comparación con el último año anterior a la crisis del coronavirus, el descenso es del 29,8%. Es cierto que 2019 fue un año récord en pernoctaciones en la ciudad, al menos en el periodo de 17 años para el que ofrece datos el INE, pero, a partir 2015, en ningún mes de julio se había bajado de 100.000 noches pasadas en la ciudad. El de julio de este año es el tercer peor dato de toda la serie histórica: solo en 2020, un verano influido por el coronavirus, y en 2008, con el estallido de la crisis económica, se vivieron meses peores.

Caída de extranjeros

El descenso se debe sobre todo a la caída del turismo internacional, mientras que el nacional lidera la recuperación. La ciudad recibió 6.712 visitantes extranjeros este mes de julio, lo que supone un enorme incremento en relación a los 2.611 que llegaron ese mes el año pasado. Pero dejando aparte 2020, solo se había bajado de la cifra de este año en 2008. En julio de 2019 estuvieron en la ciudad 11.513 turistas residentes en el extranjero. Fueron más de una cuarta parte de los visitantes de ese año y una cifra récord desde que se registran datos. La caída desde antes del coronavirus es del 45,5%. Desde 2015, un año en el que los visitantes extranjeros prácticamente se duplicaron, A Coruña tenía todos los años en torno a 10.000 u 11.000 turistas de fuera de España cada mes de julio. Por comparación, si bien los visitantes de otras partes de España fueron este año sustancialmente menos que en 2019, esto es, 31.944 frente a 38.355, la caída es solo del 16,7%. Además, hay un incremento del 50% en comparación con el año pasado.

Esta tendencia se puede observar también en el número de pernoctaciones. En julio de este año se contabilizaron 12.268 noches pasadas en la ciudad por visitantes residentes fuera del Estado español, prácticamente el doble que las 6.251 de 2020. Pero la cifra es, a su vez, la mitad que las 24.823 que se registraron en 2019, el último año sin la influencia del COVID. En este caso, la cifra de 2021 es la segunda más baja de los años que registra el INE, tras la de 2020.

En las pernoctaciones realizadas por españoles, en cambio, la cifra para este año es de 71.570. Son un 62,4% más que las 44.058 de 2020, pero un 24,3% menos que las 94.585 que se contabilizaron en 2019. Además, hubo algunos años, si bien pocos, peores que 2020-2021: en 2008 las pernoctaciones de residentes en España fueron de 69.495, en 2010 de 70.001, y en 2012, de 70.606.

Tendencia en junio

Las cifras del INE dejan en blanco junio de 2020, por lo que no podemos saber cuál fue la recuperación este año. Pero sí que muestran, como ya publicó este diario, que la temporada turística de junio de 2019 fue la segunda peor desde que el Instituto Nacional de Estadística recopila este tipo de datos. Así, este año se registraron 28.814 visitantes, entre nacionales y extranjeros, la cifra más baja de los años en los que hay datos excluyendo 2009. En 2019 la cifra fue de 41.445, con lo que la caída entre los dos años es del 30,5%.

En lo relativo a las pernoctaciones ocurrió prácticamente lo mismo: en junio de este año se contabilizaron 63.340, mientras que desde 2015 nunca se había bajado de las 70.000 noches, y desde 2018 la cifra siempre estaban por encima de las 80.000. El mes de junio de 2019 supuso un récord en la serie histórica de pernoctaciones en la ciudad, con un total de 86.214 según datos del INE. El descenso entre el último año sin pandemia y el actual, por lo tanto, es de 22.874 noches pasadas en la ciudad: un 26,5% menos que antes del coronavirus.

Al igual que ha ocurrido en julio, la caída vino sobre todo por la falta de visitantes extranjeros. En junio de 2019 hubo 23.607 pernoctaciones de personas residentes fuera de España en la ciudad, frente a las 8.491 este año. Los viajeros residentes en el extranjero este junio fueron 3.555, mientras que en 2019 habían llegado a los 10.608.