El Gobierno local y Marea Atlántica han pactado cambiar las ordenanzas fiscales que regulan el uso de los mercados e instalaciones deportivas del Concello, rebajando las cuotas que pagan las asociaciones vecinales y sin ánimo de lucro. Con esta medida, propuesta, según este grupo, por Marea, se podrán organizar festivales y actos de manera gratuita en los equipamientos deportivos, siempre que los responsables no se lucren al hacerlo. En el caso de que se expidan billetes, las asociaciones disfrutarán de una rebaja del 50% en la cuota que pagaban hasta ahora.

Actualmente, y de acuerdo con la ordenanza fiscal número 15, realizar un festival o acto no deportivo sin despacho de billetes en los polideportivos y frontones municipales cuesta 1.271 euros, y si se expiden entradas la cifra sube hasta casi los 1.800 euros. En el caso de las actividades deportivas, la cifra es de 510 euros por dos horas, si no se expiden billetes; y si es así, a esa tasa base se le sumará un 11% de la recaudación recibida. O, por poner otro ejemplo, hacer un festival o un mitin en un campo de fútbol con hierba sin despachar billetes, una actividad que pasaría ahora a ser gratis, cuesta cerca de 1.200 euros.

La modificación de la ordenanza de los mercados municipales no afectará a los placeros que realicen allí su actividad habitual, sino a los eventos que se empleen en estos espacio, como, según el ejemplo que pone el Concello, en la planta superior de la plaza de San Agustín. Las que la Junta de Gobierno local declare de interés general no tendrán que pagar tasa. El resto de organizaciones sin ánimo de lucro que usen los espacios tendrán un descuento del 50%, según el Concello.

En el caso de los mercados municipales, la ordenanza fiscal que se modifica es la número 30, que contempla realizar actividades en las partes superiores de los mercados Da Guarda (el de la plaza de Lugo) y San Agustín. Alquilar la parte central de la segunda planta del primero cuesta actualmente 250, si es media jornada, y 400 euros en jornada completa. En San Agustín el alquiler del segundo piso cuesta también 250 euros por media jornada, pero 650 euros en el caso de que se alquile por una jornada completa.

Desde el Gobierno local confían en que esta medida facilite el acceso de los ciudadanos a los bienes públicos y “contribuya también a impulsar la organización de actividades en los barrios”. El concejal de Economía, Hacienda y Régimen Interior, José Manuel Lage Tuñas, que participó en la negociación con Marea, encuadró esta decisión en una “política tributaria progresista” y “de marcado carácter social, redistributiva y justa”. De acuerdo con el edil se suma, a otros acuerdos en este sentido a los que llegó con la formación de la oposición: la tasa por uso del espacio público para empresas de telefonía móvil y la gratuidad de las escuelas municipales para las familias.

La portavoz de Marea Atlántica, María García, señaló que el diálogo establecido en los últimos meses con el Gobierno local “permite avanzar en la justicia fiscal” dentro de una línea que siguió su grupo cuando ocupaba el Ayuntamiento, y señaló que las ya anunciadas “no serán las únicas medidas” que se adoptarán en este sentido.