Sonia Vieites preside desde 2017 la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil de A Coruña, cuyo anterior responsable es objeto de una investigación judicial a raíz de la denuncia presentada por ella ante las supuestas irregularidades cometidas por su predecesor, Federico de la Fuente. A pesar de que lleva cuatro años en el cargo, asegura que el expresidente, que dimitió en 2011 pero que según las indagaciones de la policía siguió manteniendo la gestión en la sombra, ha usurpado sus funciones con el consentimiento de los responsables municipales de esta área.

¿Qué le llevó a presentar una denuncia contra el expresidente de la agrupación?

Había rumores sobre que había cuentas bancarias de la agrupación y cuando dejó la presidencia le pedimos por escrito a él y al director del Área de Seguridad toda la documentación necesaria, pero nos dijeron que no había nada. Primero dijeron que la habían destruido, luego que la habían robado y finalmente que había desaparecido. Un día el tesorero de la agrupación y yo nos fuimos de banco en banco mirando a ver si había cuentas y encontramos dos. Al verlas, comprobamos que después de haber dimitido De la Fuente había un gasto de dinero y puedo decir que fue él quien lo hizo porque no había otra persona autorizada en la cuenta. Le pedimos explicaciones y dijo que había sido el banco, pese a que eran cantidades de dinero importantes. Tampoco me explicó cuál era el destino de ese dinero, por lo que decidí presentar una denuncia. Nunca le reclamé el dinero, sino la justificación de ese gasto, porque aparecían retiradas de cantidades en las que nunca aparecía el concepto.

¿Hubo más retiradas de dinero de esas cuentas después de que dejó de ser presidente?

Durante más de un año retiró dinero hasta dejar una cuenta vacía, incluso con deuda, por lo que sacamos dinero de la otra cuenta para pagarla, ya que había un descubierto que el banco notificó a De la Fuente en numerosas ocasiones.

En la investigación policial se localizaron más cuentas a nombre de la asociación. ¿No tuvieron noticia de ellas?

Encontramos dos y creímos que no habría más. Nos enteramos hace poco de que había más cuentas con dinero y que se estaba perdiendo en comisiones, lo que es un perjuicio más para la agrupación. Ni siquiera nos dieron el listado telefónico de los miembros de la agrupación, en la que llevamos cuatro años en los que a la directiva nos hacen la vida imposible.

De la Fuente dice que la Ley del Voluntariado permite el pago de dietas a los voluntarios. ¿Es así?

No, eso es cuando se trata de una asociación de voluntarios, pero nosotros somos una agrupación que pertenece al Concello y tiene todos sus gastos cubiertos por él. Si fuera una asociación y hubiera un convenio, el Concello cubriría una parte de los gastos y la entidad se encargaría de la manutención de los voluntarios dándoles bocadillos o una cantidad de dinero.

También asegura el expresidente que toda la investigación se basa en hechos sobre los que un juzgado decretó en 2014 el sobreseimiento de las actuaciones. ¿Sabe si hubo irregularidades posteriores?

No puedo decirlo porque tengo mis funciones usurpadas por parte de De la Fuente. Reclamé al Concello por escrito y en dos reuniones que pudiese asumirlas y han pasado casi tres años desde entonces. Ahora que no vengan diciendo que no sabían nada. Él hace y deshace lo que le da la gana y yo me quejo por escrito al director de Área y sigue haciendo lo que le da la gana y lo hace porque le dejan, porque si su superior inmediato le dice que no, tendrá que dejar de hacerlo. Y no es algo puntual, porque he terminado mi mandato el pasado verano y no he podido decidir como presidenta. Ni siquiera me han dejado aprobar el reglamento interno. Para mí, estas personas se creen impunes y viven al margen de la Ley, porque si no, no se entiende cómo hacen tantas barbaridades y más cuando les están avisando, ya que antes de presentar la denuncia estuvimos mandando correos para tener conversaciones con ellos y que nos explicasen lo que había hecho.

La policía menciona la creación de una asociación de voluntarios al margen de la agrupación, supuestamente con el afán de eludir el control municipal. ¿Sigue existiendo?

Sigue existiendo porque fui al registro de asociaciones de la Xunta para comprobarlo y está dada de alta a pesar de que es ilegal, porque la Ley dice que solo puede haber una entidad de Protección Civil en cada municipio y que de haber dos, prima la del Concello, que es la agrupación.

¿Cree que se han intentado justificar gastos de la agrupación a través de la asociación?

No me gusta conjeturar, pero cuando se hace algo ilícito como la creación de la asociación para bien no es.

¿Cuál es el ambiente que hay en la actualidad entre los voluntarios?

Desde que fui elegida presidenta, muy malo.

Pero la mayoría de los miembros la eligieron a usted.

Pero la minoría son afines a De la Fuente y, como estoy convencida de que tienen el consentimiento de alguien superior, hacen lo que les da la gana y hacen menosprecios. Entonces la gente se cansa y unos se van y otros se enfadan.