Las casas de Franco en O Ventorrillo, el grupo de viviendas María Pita en Labañou e inmuebles de Ciudad Vieja y Pescadería han sido incluidos por el Gobierno local en la próxima convocatoria de ayudas a la rehabilitación de zonas ARI (áreas de rehabilitación integral) de la ciudad. El Concello de A Coruña dedica respectivamente 529.612 euros, 571.290 euros y 237.447 euros a estas zonas urbanas, un total de 1,33 millones de euros. Es la primera vez que las conocidas como casas de Franco, entre O Ventorrillo y la ronda de Outeiro, recibirán fondos para la mejora de los edificios.

Con esta iniciativa, en la administración local pone fin a tres años sin convocar estas ayudas que cuentan con fondos municipales, de la Xunta y del Estado, además de las aportaciones de los vecinos que las solicitan. En septiembre pasado el concejal de Urbanismo, Juan Díaz Villoslada, explicaba a LA OPINIÓN que atascos en la tramitación de las solicitudes anteriores a 2019 habían impedido al Ayuntamiento anunciar una nueva convocatoria ese año, en 2020 y 2021. El Gobierno local informa en una nota de la disposición de ayudas, que los interesados podrán pedir a lo largo de un plazo de dos meses, pero no aclara si las peticiones de 2019 y los años precedentes han sido resueltas.