Las temperaturas bajan esta semana en A Coruña y en el resto de Galicia con respecto a los valores registrados en los primeros compases del mes de noviembre así que estos días el otoño se parece algo más al invierno y algo menos a sí mismo, con bajada de los termómetros y aumento de la inestabilidad. Este martes Galicia quedará en un área intermedia entre las presiones centradas en las Islas Británicas y una borrasca en el Mediterráneo occidental formando circulación del nordeste intensa que acerca aire frío. Así, se espera un día de cielo más nublado al norte, donde se prevén chubascos ocasionales.

La situación meteorológica estará marcada por la circulación de viento del norte que aportará aire frío e inestabilidad. Se esperan cielos parcialmente nublados y chubascos intermitentes que en A Coruña serán más probables durante la mañana, aunque no se descartan durante la tarde. Las temperaturas máximas registrarán valores bajos para esta época del año mientras que las mínimas sí mostrarán registros acordes a la etapa del otoño que atravesamos en la actualidad. Meteogalicia prevé para este martes en A Coruña mínima de 9 grados y máxima de 13. En el resto de ciudades gallegas las temperaturas más altas las marcarán Vigo con 16 y Pontevedra con 15 grados, mientras que las mínimas caerán hasta 4 grados en Lugo o 5 en Ourense.

Según información publicada por Meteogalicia, dependiente de la Consellería de Medio Ambiente, el viento soplará del nordeste moderado y fuerte en el litoral norte. Hasta las 07.00 horas está activado en la Mariña lucense y Costa da Morte el aviso amarillo por viento nordés de fuerza 7. Además, durante la madrugada y hasta las 15.00 horas hay también aviso amarillo por olas de más de cuatro metros y mar de viento en el litoral noroeste coruñés y en la costa lucense.