Kiosco

La Opinión de A Coruña

REFUGIADOS UCRANIANOS EN A CORUÑA

Una puerta abierta para los refugiados en A Coruña

La oficina impulsada por el Concello presta ayuda a ucranianos y familias acogedoras: “Estaremos aquí hasta que sea necesario”

La coordinadora de la oficina, Gloria Sánchez, y la jefa del servicio de Igualdad, Lorena Abad. | // C. PARDELLAS

La Oficina Municipal de Apoyo al Pueblo Ucraniano (Omapu) es una de las respuestas impulsadas por el Concello para ayudar a los refugiados por la guerra iniciada por Rusia hace ya un mes. La mudanza todavía no se ha completado, pero el teléfono no deja de sonar. Las trabajadoras cambiaron el chip en cuanto estalló el conflicto y abren las puertas de este espacio a todo aquel que necesite información. “Tuvimos que montar esto de forma muy rápida. Intentamos resolver todas las cuestiones. Desde cómo escolarizar a un niño a cómo pedir una cita con la Policía”, explica la jefa del servicio de Igualdad, Lorena Abad.

A su lado, Gloria Sánchez, coordinadora, detalla que “muchas familias ucranianas vienen para saber qué ayudas pueden pedir”. La oficina está en contacto con Accem y la Policía Local para que nadie quede desatendido. “Cuando cerramos, el 092 se encarga de activar el protocolo y ayudar a los refugiados”, comenta.

Abad confiesa que, desde aquí, tratan de “buscar soluciones” a los problemas que se presentan día a día, pero “una solución para hoy puede que no sirva para mañana”. Eso es la guerra, la emergencia, la incertidumbre. Más allá de los asuntos administrativos, los miembros de esta oficina ofrecen también un apoyo humanitario. “Tenemos dos mediadores. Es algo muy importante porque estas personas necesitan escuchar su lengua y tener una conversión fluida”, explican.

La concejal de Bienestar Social, Yoya Neira, insiste en que es fundamental que “la solidaridad se canalice por cauces oficiales” para encontrar “las mejores oportunidades” para los refugiados. Alerta que es una “situación muy complicada”, por ello es tan importante “que los viajes a la frontera no se hagan por libre”.

La Omapu también ha abierto una página web con toda esta información, en castellano, gallego y ucraniano. “Ahí tenemos documentación también para las familias acogedoras, que tendrán que pasar filtros y controles”, añade Neira.

La oficina está recibiendo “muchas llamadas”, pero no solo de refugiados. “Nos piden ayuda las familias que han acogido a ucranianos. La decisión de qué va pasar a largo plazo es individual. No todos tienen los mismos recursos, así que algunos nos preguntan por las opciones de alojamiento para esas personas”, indica Lorena Abad.

Gloria Sánchez recuerda que la “página web, que será actualizada continuamente, es muy intuitiva y puede resolver casi todas las dudas”. “Si no, también estamos muy pendientes del correo electrónico”, desvela.

¿Hasta cuándo estará abierta la oficina? Nadie lo sabe. “Estaremos aquí hasta que sea necesario”, responde la jefa de servicio de Igualdad, consciente de que este tipo de emergencias, como ocurrió hace solo unos meses con la pandemia, vienen cargadas de “incertidumbre”. Para esta cuestión no hay plazos. “Nos estamos centrando en esto y a ver cómo evoluciona”, analiza.

La página web tiene también un apartado para que los interesados hagan donaciones que irán a las entidades colaboradoras del Ayuntamiento, como la Fegamp, Accem, Sin Vallas, Cruz Roja, AGA Ucrania o Ecos do Sur.

Compartir el artículo

stats