Kiosco

La Opinión de A Coruña

La “gran oportunidad” para el Puerto y la ciudad de A Coruña

Fernández Prado anuncia el inicio de las obras del tren para verano y destaca la idea de atraer “mercancía limpia” al puerto interior

7

Presentación del proyecto de enlace ferroviario al puerto exterior de A Coruña Carlos Pardellas

“Un proyecto de todos. De las empresas y de la sociedad. Una gran oportunidad para la ciudad”. Así resumió ayer el presidente de la Autoridad Portuaria, Martín Fernández Prado, lo que supondrá para A Coruña la obra del enlace ferroviario al puerto exterior, que “se adjudicará en primavera para que las obras empiecen en verano”. En un acto público para explicar los objetivos e impactos del tren a punta Langosteira, Fernández Prado destacó la importancia de “generar y atraer industria”, pero también repitió que la “liberación de hectáreas” en el puerto interior deja disponible “superficie para nuevos tráficos de mercancía limpia”.

En resumen, “una oportunidad histórica”. Para el Puerto y para la ciudad. En eso coincidieron todos los ponentes: el director de Construcción de ADIF, Juan Pablo Villanueva; el catedrático de la Universidade da Coruña (UDC) Miguel Rodríguez Bugarín; el presidente de la Asociación Gallega de la Empresa Familiar, Víctor Nogueira; y el director del Instituto Universitario de Estudios Marítimos, Fernando González Laxe.

Villanueva hizo un repaso a la obra, recordando que el enlace entre el puerto exterior y la zona de Vío tendrá una longitud de 6,7 kilómetros, de los que 5,3 serán túneles y “garantizará la entrada y salida de mercancías”. Será una vía única sin electrificar, aunque sí podrá estarlo “en un futuro”. La conexión con la red ferroviaria, dijo, “permitirá al puerto ampliar el alcance de sus operaciones usando un transporte seguro sostenible y eficiente”.

“Impulso” para la ciudad

La llegada del tren a Langosteira, apuntó el presidente del Grupo Nogar, Víctor Nogueira, hará que el puerto exterior se convierta “no solo en un polígono comercial, también industrial”. Pero, además, con esto nace una “gran oportunidad para A Coruña”, que la puede utilizar de “impulso”. “Se van a liberar 45 hectáreas en los mejores terrenos. Ahí hay una oportunidad empresarial que puede dar un giro a la ciudad”, comentó, a la vez que animó a las administraciones a hacer “un proyecto común”, una idea que también apoyaron Martín Fernández Prado y Fernando González Laxe, que insistió también en la importancia “de la relación puerto-ciudad” y de la “intermodalidad”. “El ferrocarril es el oxígeno del puerto, son como un matrimonio”, aseguró el expresidente de la Xunta. El tren abrirá también nuevos mercados, “hasta los 450 kilómetros” desde el Puerto. Laxe enumeró tres claves para el ente portuario: “atraer mercancías, ser competitivo e insertarse en una red de transporte”. Apostó también por la “sostenibilidad y la participación”. Tanto él como Nogueira hicieron una reflexión sobre “las tasas altas portuarias”, que ambos pidieron “reducir”. No obstante, el presidente de la Asociación Gallega de la Empresa Familiar solicitó a la Autoridad Portuaria que “se dote de recursos para pagar la deuda” del puerto exterior, mientras que González Laxe aclaró que este ente “depende de esas tasas, y esa es la diferencia con otros como Renfe o Aena”.

El tren, la apuesta europea

El catedrático de la UDC Miguel Rodríguez Bugarín defendió que “el tren es la continuación lógica del puerto”, transporte con claras ventajas: “la eficiencia y la sostenibilidad”. Señaló, al igual que González Laxe, que Europa está apostando por los enlaces ferroviarios, que ya “el ferrocarril genera el 0,5% de las emisiones de Co2 del transporte”. De ahí la importancia de contar con “una red preparada para el tráfico de mercancías”. Sin embargo, esta necesita un impulso. Bugarín recuperó datos de 2020 para exponer que “el 84% de las mercancías se movieron por carretera, el 13% por vía marítima y el 3% por tren” . Y avisó: “Comunicar el Puerto con el interior es un reto”.

Prado indicó que el tren dará “plena operatividad” a punta Langosteira. “Teníamos un Fórmula 1 sin ruedas”, bromeó, y avanzó que esto también permitirá “industrializar el entorno metropolitano”. Además, miró a 2023, cuando, a principios de año, espera que se licite el ramal sur.

Compartir el artículo

stats