Kiosco

La Opinión de A Coruña

Pedro Baños Analista geopolítico

“A medida que se consolide la ruta del Ártico, A Coruña va a ser un puerto de mayor importancia”

“Volveremos a la tendencia de deslocalizar buena parte de nuestra industria en aquellos lugares donde la fabricación es más barata”

Pedro Baños Víctor Echave

El auditorio de Afundación, en A Coruña, acoge la quinta edición del Congreso Internacional de Seguridad Industrial en Puertos, organizado por Pixeling. La ponencia magistral la realizó el analista geopolítico Pedro Baños, que abordó la importancia de los recintos portuarios en el contexto actual, marcado por la pandemia y la guerra de Ucrania. Bajo el título “Los puertos, clave de la seguridad geoestratégica”, este experto realizó un repaso al papel de los puertos como núcleos de conexión entre las rutas terrestres y marítimas del transporte de mercancías.

Militar de formación, Baños se ha especializado en los campos de la geopolítica, inteligencia, terrorismo, relaciones internacionales, defensa y seguridad. Además, es autor de diversos libros sobre geopolítica y ofrece conferencias, charlas y cursos tanto en España como en diversos países desde hace años.

El bloqueo del Canal de Suez puso en evidencia la dependencia mundial del comercio marítimo, ¿qué importancia tienen los puertos en la actualidad?

Ahora mismo los puertos son uno de los pilares de la economía de cualquier país. Vivimos en un mundo globalizado, que va a ir a mucho más, pensando que ahora mismo se ha creado una tendencia fruto de lo que sucedió en la pandemia, que es la compras online. El 80% de las mercancías o más que transitan por todo el mundo lo hacen por mar. No solo el cierre del Canal de Suez, sino cuando se cerraron algunos de los principales puertos de China se paralizó la cadena logística global, la cadena de valor. El coste de transportar por mar es el más eficaz y el más rentable económicamente. Ahora hay una idea de que para que no nos pase lo que nos pasó durante la pandemia, una vez se nos pase esta situación volveremos otra vez a la tendencia de deslocalizar buena parte de nuestra industria en aquellos lugares donde la fabricación es más barata. ¿Qué significa? Una vez más: la globalización. ¿Eso qué implica? Que hay que mover esas mercancías y normalmente va a ser por mar. Eso le unimos los problemas energéticos actuales, en los que se va a revalorizar el gas natural licuado.

El 80% de las mercancías o más que transitan por todo el mundo lo hacen por mar

decoration

¿La tendencia en los próximos años será que los puertos cobren más importancia?

Claro. Estamos hablando de esa globalización que en principio, aunque vayamos a un mundo muy tenso, va a seguir existiendo. Y por otro lado, las compras online. España es un gran comprador online, casi el 70% de todos los productos que adquirimos son productos chinos, que en muchos casos los compramos a través de Amazon o de Alibaba. ¿De dónde vienen? De un puerto chino. Hay que pensar que habrá puertos que pierdan relevancia y otros que la vayan ganando. A medida que se consolide la apertura del Ártico como un paso casi normal a lo largo de todo el año, pues resulta que va a haber puertos que a lo mejor pierdan su trascendencia, los que estén próximos al Canal de Suez, pero en cambio lo ganen aquellos puertos que sean más significativos para esta nueva ruta del Ártico, y por ejemplo el caso de A Coruña, sin lugar a dudas, una vez que esto se manifieste con más intensidad va a ser un puerto que revista una mayor importancia.

De los diez puertos con mayor tráfico de contenedores, siete están en China, uno en Singapur, uno en Corea del Sur y otro es Róterdam, Holanda. Es decir, nueve en Asia y uno en Europa. ¿Es peligrosa esta concentración en una zona tan concreta del planeta?

Es propio de la situación económica y mundial que se ha generado. Hay que pensar que ahora mismo quien tiene el mayor peso económico del mundo es precisamente la zona de Asia-Pacífico. El de Róterdam podemos hablar que todavía es una herencia del antiguo imperio holandés, antes de que fuera sustituido por el británico, pero claro, esto nos está pasando en todo. Lo mismo que de los diez bancos más importantes del mundo por valor de capital y bursátil, cinco ya son chinos. Es verdad que el primero es JP Morgan, que es un verdadero monstruo, pero ya de la Unión Europea ya no hay ninguno. Esto nos lleva a pensar es el declive que estamos padeciendo en comparación con los demás.

¿Se mostraría partidario de una descentralización?

El problema es cómo lo hacemos. Lo mismo que en su momento fuimos los dominantes, nadie nos habló de desconcentrar. Ahora que ellos dominan el mundo, obviamente no están dispuestos a repartir.

Quien tiene el mayor peso económico del mundo es la zona de Asia-Pacífico

decoration

¿Qué estrategia deben seguir los puertos españoles en el contexto de la guerra de Ucrania?

Aquí nosotros tenemos una ventaja en este contexto, que es la posibilidad, teniendo en cuenta que tenemos seis plantas de regasificación, de ampliar los puertos para que sean capaces de que puedan venir más buques metaneros a descargar a nuestras plantas de regasificación. Esto puede dar un impulso muy importante a los puertos españoles.

¿España será capaz de aprovechar esta ventaja?

Esperemos que sí. Ya no solo es el interés de España, hay intereses de otros países europeos, de la Unión Europea en general para que desde aquí podamos nosotros suministrar gas a otros países. También hay interés de Estados Unidos porque ese gas natural licuado va a venir principalmente de Estados Unidos, que le estamos importando el 31% de nuestro gas a Estados Unidos. También lo vamos a traer de otros países aliados de Estados Unidos, como puede ser el caso de Catar.

¿Vamos a aumentar nuestra dependencia energética de Estados Unidos?

Lo que está haciendo Europa es depender más de Estados Unidos. Lo que no acabamos de aprender es la lección de tener esa autonomía estratégica. Y en realidad, seguimos en quién vamos a depender, si energéticamente de Rusia o cada vez más de Estados Unidos. Si económicamente más de Estados Unidos o de China. Deberíamos pensar cómo podemos depender de nosotros mismos.

Compartir el artículo

stats