Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

¿Un tornado en A Coruña? Un "amago" de manga marina

Dos pequeñas tubas, como las de los tornados, asoman bajo una masa oscura de nubes en la ciudad, pero sin llegar a formarse

Nubes, con amagos de tubas de manga marina, ayer. | // BEATRIZ HERVELLA

Para quien no tenga conocimientos científicos sobre los fenómenos meteorológicos, este martes por la mañana al levantar la vista hacia el horizonte abierto pudo haberle parecido que del cielo iba a surgir un tornado frente a la ensenada del Orzán. Un espeso bloque de oscuras nubes se formó a poca distancia de la ciudad e incluso dos pequeños embudos parecieron asomar hacia abajo de la base de la acumulación de nubes. La formación de esos remolinos duró muy poco, algo más de un minuto, lo suficiente como para ser captado por una persona atenta al cielo en ese momento. Pero solo fue un amago, y no de tornado, sino de manga marina, que son frecuentes sobre las olas, aunque no muy habituales ante las costas coruñesas.

Desde el Observatorio de A Coruña había en ese instante alguien que miraba al cielo, Beatriz Hervella, que es portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Es ella quien, sorprendida al principio, aclara qué fue lo que ocurrió. “Que esté tranquila la gente. No fue nada parecido a un tornado, pero sí algo interesante. Se trata de un amago de manga marina. En las nubes parecía que iba formarse una tuba, el embudo asociado a los tornados, pero no llegó a formarse, por lo tanto no tocó ni mar ni tierra”, explica Hervella, que subió a la red Twitter un vídeo del amago de manga marina sobre los tejados de los edificios.

No fue la única en captar lo que a mucha gente le pareció, seguramente, un pequeño tornado, de esos que son mucho más frecuentes en estados del interior de Norteamérica y que arrasan todo cuanto encuentran a su paso. Desde el barrio de Os Rosales un vecino grababa el mismo fenómeno, con las nubes, si cabe, más negras que en el vídeo anterior y sobre una fina capa de nubes más blancas; delante, un barco es testigo, puede presenciar también el tímido nacimiento de una tuba. “No está muy organizada, lo que demuestra que lo ocurrido fue un amago. Aunque parece cerca de la costa, está lo bastante lejos de tierra; se habría disipado antes en caso de haberse formado una tuba más clara”, comenta la portavoz de Aemet.

La tromba marina o manga de agua es un embudo que contiene un intenso vórtice o torbellino que se forma sobre un cuerpo de agua. Tienen una dinámica similar a otros fenómenos como los torbellinos de arena o de tierra, que a menudo se pueden observar en playas y desiertos.

Compartir el artículo

stats