Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

Medio Ambiente da el visto bueno a ampliar el Chuac pero pide reforzar el bus ante el coche

El departamento de la Xunta concluye que no hay efectos ambientales “significativos”, pero reclama que las alturas sean las mínimas posibles para reducir el impacto visual y asegurar la protección de los bienes culturales cercanos

Recreación virtual de la futura torre polivante del Chuac, el primer edificio que se construirá. | // LA OPINIÓN

La Consellería de Medio Ambiente de la Xunta ha dado el visto bueno, por un procedimiento simplificado, al proyecto de interés autonómico promovido por el propio Gobierno gallego para ampliar el Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac), pues considera que “no se prevén efectos ambientales adversos significativos”. Pero al tiempo, pide mejoras en aspectos relacionados con el paisaje, el patrimonio y la movilidad, ámbito este último en el que reclama que se “prime el transporte público y la movilidad peatonal y ciclista” frente al uso del “vehículo privado motorizado”.

El informe también reclama coordinar las actuaciones de movilidad sostenible del proyecto con la modificación del ordenamiento urbanístico que estudia el Concello para la ría de O Burgo. El proyecto de ampliación del hospital elude comprometer un aumento de frecuencias de bus y sí incluye la creación de 1.400 nuevas plazas de aparcamiento en los nuevos edificios.

El Estudio de Evaluación de la Movilidad del proyecto sometido a evaluación estima que actualmente se desplazan al complejo hospitalario algo más de 13.600 personas, que se prevé que suban a 16.700. Sin embargo, cree que “no será necesario ampliar el número de expediciones de autobuses existentes”, pues considera que la oferta actual “es bastante amplia y será suficiente para absorber la demanda”. También prevé que el 87,5% de lo viajes se siga realizando en vehículo privado. El informe no discute la cifra pero reclama que el plan valore “posibles soluciones para fomentar la utilización del transporte público”.

La resolución de Medio Ambiente también indica que hay que concretar cómo se ejecutará el futuro carril bici que conectará el Chuac con la avenida de Lamadosa, y señala que el nuevo anillo viario que rodeará el complejo “presenta zonas de considerable pendiente que no favorecen el tráfico peatonal y en bicicleta”. La propuesta de la Xunta reconoce “deficiencias en cuanto a la movilidad no motorizada” en el entorno del hospital, y señala que la “mayoría” de las aceras del perímetro del complejo presentan “una sección deficitaria” que dificulta los desplazamientos.

En relación al impacto de la futura obra sobre el paisaje, el informe ambiental concluye, siguiendo las recomendaciones de la Dirección Xeral de Territorio e Urbanismo, que la exposición visual es especialmente “alta” desde la flecha que forma la playa de Santa Cristina, e indica que se “echa en falta” un estudio en detalle sobre este aspecto. También pide, atendiendo a las indicaciones del Instituto de Estudios do Territorio, que se opte “por el menor número de plantas posibles en la cota más desfavorable” durante la construcción de los edificios, con el objetivo de “minimizar la afección visual” en el entorno urbano.

Afección al muro de un pazo

Otro de los valores a preservar es el patrimonio cultural. El informe advierte de que la actuación toca el entorno de protección del pazo de A Pasaxe, y que el plan de accesos “podría afectar” a este bien, en especial al muro de su finca. La nueva zona residencial de Pedralonga, donde se reubicará a los desalojados, toca el entorno de la capilla del Sanatorio de Labaca, y al Oeste queda parte del Camino Inglés.

El informe pide seguir las recomendaciones de la Dirección Xeral de Patrimonio Cultural para evitar efectos “significativos”, incluyendo los bienes y su entorno de protección de los planos de ordenación y procurando que esta minimice el “impacto” sobre el Camino.

Compartir el artículo

stats