La Navidad está más cerca y la ciudad de A Coruña lo manifiesta con un paso más en los preparativos navideños en las calles.

El árbol de soportes metálicos del que cuelgan las luces comenzó a instalarse ayer junto al Obelisco del Cantón Grande. Su encendido está previsto para este sábado 3 de diciembre a las seis y media de la tarde.

Muy cerca, en la explanada de la Marina, también empezó a montarse ayer la bola navideña llena de luces que es característica en los últimos años.

En la plaza de María Pita continúa montándose un mercadillo navideño cuyos elementos llegaron la semana pasada.