Tito Vázquez anda molesto por la clase de pista que han montado los españoles para que se dispute la final. El otro día lo desveló de forma contundente ante los enviados de prensa de Argentina a la cita sevillana. Cuentan que estaban entrenando los jugadores y él se acercó a los periodistas para decirles: "Esto es la final de Copa Davis, si nosotros ponemos una cancha como esta, nos echan a todos".

La primera advertencia del capitán con respecto a este tema había llegado tan solo un día antes, cuando le preguntaron cómo se habían encontrado los jugadores argentinos la superficie de la cancha montada en el estadio olímpico. Tito Vázquez contestó e inmediatamente se encargó de avisar que había un problema real con la luminosidad dentro de la cancha, que dificultaba la visibilidad de los jugadores dependiendo del momento que hablasen.

Fuera de los problemas con la pista, tradicionales, cuando se trata de la Copa Davis, que siempre tiene un capítulo reservado para las quejas de quien actúa de visitante, el técnico gallego maneja diferentes opciones de cara a los enfrentamientos individuales del primer día. Hoy llega la hora de desvelar a quién coloca de número uno y a quién de dos.