06 de enero de 2018
06.01.2018
La Opinión de A Coruña
atletismo/san silvestre 2017

Alberto Castiñeira, un enamorado de la San Silvestre coruñesa

"La combinación de gente que va disfrazada a pasarlo bien con los que van a competir es lo bonito". Compagina el triatlón con sus estudios

06.01.2018 | 01:28
Alberto Castiñeira, entrando en meta el pasado 31 de diciembre.

Han pasado seis días desde la San Silvestre coruñesa, pero su vencedor en categoría masculina Alberto Castiñeira todavía está saboreando el éxito: "No me he olvidado de la victoria porque todo el mundo me felicita cuando voy a entrenar. Nadie deja que me olvide".

Lo de Alberto es el triatlón, pero siempre incluye en su calendario varias de las carreras populares que se celebran en A Coruña para darse el gusto de correr e casa. Y la San Silvestre es una de esas citas. "Ésta es una carrera especial porque se corre el último día del año y es en nuestra ciudad. Durante la temporada del triatlón compito por España y Europa así que correr en casa viéndote la familia es especial. Además la combinación de gente que va a disfrazarse y a pasarlo bien con los que van más a competir es lo bonito de esta carrera", explicó Castiñeira.

La victoria no era el objetivo final de Alberto en la línea de salida de la San Silvestre el pasado día 31 de diciembre, pero "cuando compites quieres ganar. Siempre lo doy todo y si gano mejor, pero en principio lo importante era disfrutar".

Y después de esta primera posición ya poco le queda por hacer en esta carrera porque el primero era el cajón del podio que le faltaba por conquistar: "Participé en las últimas tres ediciones y cada año conseguí mejorar lo hecho en el anterior. En 2015 fui tercero, en 2016 segundo y este año gané. El año que viene también participaré, si no estoy lesionado, pero esta vez sin presión", comentó el triatleta coruñés entre risas.

Iván Raña

El triatleta de Ordes participó por sorpresa en la San Silvestre coruñesa, pero Alberto Castiñeira ya lo sabía, "somos amigos y sentí una mezcla de felicidad y preocupación cuando supe que venía. Me gustó mucho correr a su lado pero tenía que competir contra él. Está en descanso porque acaba de disputar el Mundial de Ironman y estaba más relajado por eso se le pudo ganar. Si estuviese a tope hubiese sido imposible!", bromeó Alberto, quien continuó hablando de Iván Raña: "En la salida todo el mundo sabía que estaba y yo creo que hace ilusión competir al lado de un deportista como él, por lo que supone para el deporte gallego y español", finalizó Castiñeira.

El ganador de la San Silvestre hizo un tiempo de 21.02, una marca con la que está satisfecho: "El crono estuvo bien a pesar de que no era un buen día para correr porque hacía mucho viento. Iván marcó un ritmo lento y al final me quedé yo solo con el que fue segundo (Marcos Seijo). Además yo estoy en pretemporada para los triatlones y no podía forzar más".

Por último, el último vencedor del año atlético coruñés habló de su pasión, el triatlón: "Es mi hobby, pero es un hobby serio. Yo estudio magisterio, por educación infantil, y compagino las dos cosas porque correr es algo importante para mí".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook