05 de marzo de 2020
05.03.2020
Ferrán López

Noia-Calafell

Once años de supervivencia sobre patines

Solo nueve jugadores que disputaron la Copa en A Coruña en 2009 volverán a la ciudad en 2020 y cuatro lo harán con el mismo equipo Solo repite un entrenador, Ferrán López, que dirigía al Noia y ahora regresa con el Calafell

04.03.2020 | 20:11

Quedan dos semanas para que la bola comience a rodar en el Palacio de los Deportes de Riazor para la Copa del Rey y de la Reina de hockey sobre patines. Y antes de echar la vista hacia adelante, hay que mirar hacia atrás. La última vez que se disputó el torneo del KO en A Coruña fue en 2009. Han pasado once años... y ¡cómo hemos cambiado! Todos envejecemos, salvo Jaume Llaverola. El meta vuelve al torneo del KO a punto de cumplir los 45 y como si el tiempo no hubiese pasado por él. El exportero del Liceo, ahora en el Girona, es uno de los nueve jugadores que impasibles han resistido el paso de todo este tiempo. De los prácticamente ochenta que formaban parte de las ocho plantillas que se dieron cita en aquella edición „Vic (campeón), Barcelona, Liceo, Reus, Igualada, Lleida, Noia y Blanes„ repiten, además de Llaverola, Aleix Esteller (Noia), Sergi Panadero y Aitor Egurrola (Barcelona) y Ton Baliu (Igualada), estos con el mismo equipo, y Pablo Álvarez que pasó del Liceo al Barcelona; y los que fueron campeones con el Vic Sergi Fernández, Sergi Pla y Romà Bancells, que ahora vuelven con Barcelona, Igualada y Reus respectivamente. Entre los entrenadores, el único superviviente es Ferrán López mientras que dos de los que en 2020 estarán en el banquillo, en 2009 todavía bregaban sobe la pista: Jordi García (Reus) y Ramón Benito (Girona).

Haciendo un ejercicio de memoria „y de nostalgia„, el Liceo disputó aquella Copa del Rey como anfitrión con José Querido como entrenador, acompañado en el banquillo por Juan Copa como segundo y Óscar Viana de preparador físico. Estos dos también repiten, aunque el técnico ascendió un puesto y es en 2020 el principal responsable de la plantilla. En 2009 los diez elegidos fueron el ya mencionado Jaume Llaverola „Girona„, que defendía la portería con Adrián Vallina „ya retirado„ como escudero; Joan Grasas „retirado„, Chus Gende „entrenador del Dornbirn„, Reinaldo García „Porto„ y Jordi Bargalló „Oliveirense„ formaban la línea defensiva y Josep Lamas „retirado„, Pablo Álvarez „Barcelona„, Martín Payero „Dominicos„ y Toni Pérez „Sporting„ ponían los goles. Dentro de dos semanas solo dos volverán a vivir la experiencia en la ciudad, pero ninguno como locales. Uno es Jaume Llaverola, incombustible aunque en los últimos once años solo haya disputado cuatro veces la Copa, dos con el Liceo, una con el Blanes y otra con el Girona, su actual equipo. El otro es Pablo Álvarez, que ya con 33 años y como máximo goleador de la era moderna de la competición doméstica, se presenta en A Coruña después ganar cinco títulos en los últimos ocho años, todos con el Barcelona. Curiosamente, ambos se verán las caras en cuartos de final, un partido que será el viernes 20 a partir de las 21.15 horas.

Hace once años, en aquella Copa de 2009, el Liceo quería emular la gesta de 2003 en la Liga Europea, cuando levantó el trofeo como anfitrión, pero fue eliminado en semifinales por un Vic que era su bestia negra y que después se proclamó campeón al vencer en la final al Barcelona. De aquella plantilla rojiblanca formaban parte Sergi Fernández, Romà Bancells y Sergi Pla. Los tres tendrán en 2020 la oportunidad de levantar su segunda Copa en A Coruña „Fernández tiene 8, dos con el Vic y seis con el Barça; Bancells, 3 y Pla 2, todas con el Vic„, aunque ya en equipos diferentes. El que tiene más opciones de volver a reinar y seguir aumentando su palmarés será el portero Sergi Fernández. Él ya había sido una de las claves de que el Vic se llevara el trofeo en 2009 y ahora, con 35 años, llega convertido en un baluarte inexpugnable del Barcelona, donde comparte la propiedad de las redes con Aitor Egurrola, de 39. Romà Bancells, de 33, está ahora en el Reus, rival del Liceo en cuartos de final. En su caso, desarrolló la mayor parte de su carrera en el Vic, con el que hizo doblete en 2010 y ganó también la de 2015 compartiendo equipo con Carles Grau y David Torres, portero y capitán este año del equipo verdiblanco. En el caso de Sergi Pla, también de 33, participó en los títulos de 2009 y 2010 y en 2013 se marchó al Igualada, donde es una de las piezas clave del sorprendente conjunto arlequinado, una de las revelaciones de la temporada.

El caso más singular es el de los cuatro jugadores que, además de los once años de supervivencia desde la última Copa del Rey en A Coruña, repiten participación con el mismo equipo. Son Sergi Panadero y Aitor Egurrola, con el Barcelona. El portero, de 40 años, de hecho es una institución, el hombre récord de títulos pues ya lleva 72. Panadero, que cumplirá en abril los 38, no se queda atrás, con 55. La fidelidad de Aleix Esteller, de 32 años, con el Noia también está a prueba de balas. Esta es su decimotercera temporada consecutiva en la casa del cava. Estuvo por tanto en la Copa de 2009 „fue campeón de la de 2008„ y estará en la de 2020. Por último está el capitán del Igualada Ton Baliu, de 31. Jugó hace once años y repetirá en la presenta temporada, aunque no estuvo las once campañas en las filas del conjunto arlequinado ya que en 2017 y 2018 hizo un paréntesis para defender los colores del Porto luso.

Banquillos

En el caso de los entrenadores, solo Ferrán López volverá a sentarse en el banquillo en el Palacio de los Deportes de Riazor. En 2009 llegó como vigente campeón. Con apenas 33 años ya había hecho campeón al Noia. Sin embargo en A Coruña los de Sant Sadurní cayeron a las primeras de cambio porque se cruzó en su camino el Vic. En el equipo de su ciudad estuvo hasta 2015, cuando cambió de aires y tomó las riendas del Igualada. Y este optó por ponerse al frente de un teórico proyecto más humilde del Calafell, con el que ya ha hecho historia con su primera clasificación para una Copa del Rey que en cuartos de final le enfrentará a su exequipo. Hay otros dos entrenadores, Jordi García del Reus y Ramón Benito del Girona, que visitaron la ciudad hace once años para el torneo del KO, pero todavía como jugadores. García en las filas del Reus y Benito, en las del Blanes. Algunas consecuencias del paso del tiempo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes