Magnífica actuación de María de Valdés en la Copa del Mundo disputa da ayer en Doha (Qatar). La nadadora del Liceo se clasificó en la undécima posición de la carrera de 10 kilómetros, a solo siete segundos de la ganadora —la campeona del mundo, la brasileña Ana Marcela Cunha—. El resultado le clasifica para el Campeonato de Europa de aguas abiertas, que será en mayo en Budapest. Además, fue la española mejor clasificada —por delante de Paula Ruiz, decimotercera—, por lo que de paso se refrenda de cara al Preolímpico de finales de mayo en Japón, donde tiene que jugarse la plaza para los Juegos.

La andaluza afincada en A Coruña se reencontraba con la especialidad después de varios meses, ya que desde que en verano había participado en la Copa del Mundo de Madeira (Portugal) y en el Campeonato de Italia no había tenido más competiciones de aguas abiertas. Pero no le fue nada mal. Se mantuvo en todo momento en el grupo de cabeza, formado por algunas de las mejores nadadoras mundiales. Al frente iban la francesa Aurelie Muller, la alemana Leonie Beck y la brasileña Ana Marcela Cunha. En el esprint final finalmente fue esta última la que fue la más fuerte por delante de la francesa Oceane Cassignol y la alemana Lea Boy. Por detrás el grupo se estiraba, con De Valdés entrando en meta en el undécimo puesto, con solo siete segundos perdidos y por delante de la otra española en liza, Paula Ruiz.

De Valdés, de 22 años, entrenada en el Club Natación Liceo por Jesús de la Fuente, tiene ahora un exigente calendario por delante. Porque este mismo mes, del 24 al 28, disputará en Sabadell el Open de España, donde también habrá en juego diferentes plazas olímpicas. Allí estará inscrita en 400, 800 y 1.500 libres y 400 estilos. La malagueña realizó la mínima olímpica en 1.500, pero al estar limitadas las plazas a dos pos país y por prueba, la que aún queda libre —Mireia Belmonte ya se clasificó en el pasado Open de Castellón— se la tendrá que jugar con Jimena Pérez, que esta temporada se ha mostrado muy fuerte. Aun así, De Valdés mantiene abiertas sus dos vías de clasificación para los Juegos Olímpicos.