Casas Novas es un referente hípico internacional y año tras año se juntan en sus instalaciones jinetes de todos los rincones del mundo. En esta edición, Bélgica cuenta con una destacada delegación formada por Ludo y sus hijos Olivier y Thibault Philippaerts, Pieter Devos y Gregory Wathelet, grandes pilares de la hípica de este país y del equipo nacional.

Bélgica es una de las mayores potencias mundiales de la hípica. Allí se crían, se forman y compiten los mejores caballos, yeguas y potros así como jinetes y amazonas de todas las edades. No es de extrañar que grandes figuras de la hípica belga se desplacen hasta A Coruña, ya que las instalaciones de Casas Novas son, según Olivier Philippaerts, “fantásticas, de lo mejor que hay en Europa”. “Aquí vienen los mejores jinetes y amazonas del mundo, algo que no pueden decir muchos concursos”, añade.

Gregory Wathelet viene de participar en Ifema Madrid Horse Week la semana pasada (etapa también de la Copa del Mundo) y ha logrado estar entre los 10 mejores individuales en los dos eventos más importantes del mundo, los Juegos Olímpicos de Tokio y los Mundiales de Herning (Dinamarca). Es uno de los jinetes más competitivos de su país, un fijo en el equipo nacional y ya sabe lo que es ganar en Casas Novas, ya que se llevó la victoria en el Gran Premio de invierno de 2013. Ha traído a dos de sus mejores caballos, Berline du Maillet Z y Clarity, y dice que “en esta pista, con la calidad en general del concurso, puedo pedir más a mis caballos, ir más rápido, ser más competitivo y buscar mejores resultados”.

Pieter Devos tampoco ha escatimado en artillería. La temporada del belga ha sido magnífica, ganando en Londres, con podio en Cannes y consiguiendo una segunda posición en la Longines Global Champions Tour entre otros resultados. Este fin de semana se puede disfrutar en Casas Novas de una de las yeguas más laureadas del panorama internacional, su gran Claire Z. Comenta que“salta muy, muy bien” y por eso cree que pueden “obtener muy buenos resultados este fin de semana en Casas Novas”. Para Pieter Devos el evento de invierno de Casas Novas es “una parada obligatoria en el calendario”. “Todo es espectacular, con las mejores instalaciones para los caballos, mucho espacio, una gran organización... Todo esto permite que podamos practicar nuestro deporte de la mejor manera posible”, concluye.