Guillermo González Eguinoa, Willy, se dedica incansable a la construcción y mantenimiento de una gran cantidad de pistas geotextiles de hípica. En Casas Novas lleva todo el mantenimiento de las diferentes pistas durante las competiciones.

¿Cuál es el método de construcción de estas pistas?

Lo primero de todo, quiero dar las gracias a Casas Novas por contar conmigo durante muchos años. Es todo un halago. Respecto a la construcción, lo primero que hacemos es chequear el nivel de la pista, alinearla y una vez que la pista está perfectamente alineada, pasamos a decompactarla para ahuecarla. Una vez que ya tenemos estos dos procesos cumplidos, empezamos a darle a la pista un grado de humedad para que esté lo más esponjosa posible y que tenga un buen rebote y confortabilidad para el caballo. De esta forma evitamos posibles daños a las articulaciones de los equinos. Este año, además, hemos contado con la presencia del profesor de biomecánica de la Universidad de Uppsala, Lars Roestrop, con la ayuda también de Alain Storme, que nos han medido la calidad de la pista, en cuanto al grip, compactación, uniformidad, etcétera. Y la verdad es que el resultado ha sido excelente. La calidad de las pistas de Casas Novas es espectacular, de las mejores del mundo.

¿Cómo es el mantenimiento durante los tres días de competición?

Necesitamos dos tractores con dos tipos de arrastras más un rulo. Inicialmente empezamos con una arrastra con la función de ahuecar la arena, esponjarla y luego, una vez que empieza la competición, utilizamos unos rulos cerrados con unas arrastras para ir cerrando la arena e ir aumentado el grado de humedad. Este proceso lo que nos da es un grado de flexión de la arena muy bueno, se queda como gomosa. Lo más complicado de esto es cómo reorganizar la pista entre prueba y prueba, ya que son periodos de tiempo muy cortos en los que tú tienes que dejar la pista en perfecto estado después de que hayan pasado 50 caballos saltando.

¿Cuáles son las diferencias que hay en las dos pistas principales con las que cuenta Casas Novas?

El suelo y la arena de ambas son muy parecidas y el grado de preparación es prácticamente idéntico y básicamente la diferencia reside en que el picadero de Casas Novas no afecta la lluvia, entonces la construcción de la pista es totalmente plana y no necesita de pendientes ni de caídas para poder evacuar el agua.