11 de octubre de 2018
11.10.2018
Fútbol Deportivo

Los números, la garantía de Riazor

El Deportivo disputará su segundo partido consecutivo en su estadio avalado por las buenas sensaciones y la superioridad mostrada en la posesión y la cifra de ocasiones

11.10.2018 | 01:37
Los jugadores deportivistas aplauden a la grada tras el partido ante el Málaga.

A pesar de que el Deportivo ha disputado dos partidos menos como local que a domicilio, Riazor se ha convertido en el principal sustento para el equipo. En tres partidos ha sumado siete puntos (dos victorias y un empate) frente a los ocho (dos triunfos, dos empates y una derrota) que acumula como visitante. Es ante su afición donde el conjunto blanquiazul ha firmado sus mejores actuaciones y donde ha sentado las bases del proyecto de Natxo González.

Lo hizo ante Sporting, Granada y Málaga, tres aspirantes al ascenso que se marcharon del estadio coruñés superados por la propuesta deportivista. En esos tres compromisos se vio la mejor versión de los blanquiazules, la que arroja mejores sensaciones y números.

El Deportivo dominó a sus rivales a través de la pelota y consiguió fabricar ocasiones que trasladó al marcador. En los tres partidos disputados hasta la fecha en Riazor, el equipo blanquiazul siempre fue superior en la posesión. Especialmente por encima se mostró al Sporting en el que fue el primer partido de la temporada en su estadio.

Los deportivistas alcanzaron el 60% en el manejo de la pelota y terminaron arrinconando a un Sporting que pasó de puntillas por el estadio coruñés. Ni siquiera dispararon a portería ante los deportivistas, que en aquel encuentro sumaron 17 remates para acabar ganando por un cabezazo de Pablo Marí en el descuento.

La tendencia se mantuvo en el siguiente compromiso en casa, ante el Granada. A pesar de que el conjunto andaluz llegó como uno de los conjuntos más en forma del arranque del campeonato y trató de discutir el balón al equipo de Natxo González, también acabó superado por la mayor ambición de los deportivistas. El dominio de la pelota fue de los blanquiazules, que prácticamente doblaron al Granada en número de oportunidades en ese encuentro.

Fue ante el Málaga el domingo pasado cuando el Deportivo pasó por mayor apuros. Los números volvieron a ser favorables al conjunto de Natxo González, que sin embargo no lograron pasar del empate, penalizados por la expulsión de Quique González en la segunda parte.

El equipo blanquiazul volvió a ser dominador de la posesión (55% frente a 45%) y también en los remates a portería. La superioridad en ese apartado, sin embargo, fue menor ante un Málaga que fue el primero en puntuar en el estadio blanquiazul este curso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes