El entrenador del Deportivo Abanca, Manu Sánchez, aseguró que el equipo, colista de la Primera Iberdrola, "no está tan mal como parece" por la clasificación y los resultados, con tres derrotas consecutivas después de otros tres partidos sin perder.

"El equipo está bien. La racha se cortó con el partido con el Barcelona, del que sacamos cosas muy positivas, después hicimos un desastre de partido en Tenerife y la semana pasada no era para volver con un 3-0 de Valencia, porque hicimos una gran primera parte, pero esos pequeños detalles que marcan el final de cada partido nos penalizaron", explicó.

En una rueda de prensa telemática, aseguró que "el equipo no está tan mal como parece", si bien admitió que "al estar ahí abajo en la clasificación cuesta revertir la situación".

Del Levante destacó la "versatilidad de la plantilla, con jugadoras que han ido creciendo jornada a jornada".

"No tiene mucho que ver con el que nos encontramos en la primera vuelta. Ha desarrollado todas sus armas ofensivas y está súper equilibrado y lo va a poner muy difícil. Se encuentra en un estado de ánimo bestial", afirmó en referencia a la victoria que logró esta semana ante el Atlético.

Sánchez abogó por "mirar al rival a los ojos" para intentar sumar "puntos" en un partido en el que cuenta con las bajas de la internacional colombiana Carolina Arbeláez, que sigue arrastrando problemas en la espalda, Helena Torres, Carlota Sánchez y Ainoa Campo.

Respecto al mercado, el técnico se mostró esperanzado con que el club pueda cerrar alguna incorporación en las últimas horas del plazo de fichajes, ya que, dijo, es algo que necesita por "cantidad" más que por "calidad".