La plantilla del Deportivo trabajó ayer en Abegondo dividida en dos grupos. Los que jugaron desde el inicio frente al Marino de Luanco realizaron tareas de recuperación sobre el césped. Keko, Mujaid y Granero no salieron al campo y se quedaron en el vestuario. Los suplentes, por su parte, completaron una sesión de alta intensidad. Hoy el equipo descansa. Regresará al trabajo mañana a las 10.30 horas en Abegondo.