Todos se quieren subir al tren del Dépor y el último que oposita a entrar de nuevo en la lista es uno de los protagonistas ante el Celta B, Juan Carlos Menudo. El mediapunta andaluz entró en un periodo de convalecencia por una lesión muscular justo después de marcar el mejor gol de la primera jornada ante el filial, pero pronto puede acabar su periodo de baja. El ex del Numancia se incorporó al trabajo de grupo esta mañana en Abegondo y solo está a la espera de que el alta médica certifique que está listo para ser una de las novedades ante el Badajoz. Compite por un puesto con Juergen Elitim, una de las sensaciones del inicio de liga en el equipo coruñés.