Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

Delantero del Dépor

Max Svensson: “Ser agresivo es mi estilo de juego”

“Es posible ser primeros, queda mucha liga”, argumenta el joven atacante, “con ganas de que llegue” su primer gol de blanquiazul: “Ansioso, no estoy; hay que esperar el momento y enchufarla”

Max Svensson, ayer en Abegondo. | // CARLOS PARDELLAS

Max Svensson (Barcelona, 2001) se ganó desde pequeño el apodo de “animal” por su fuerza y voracidad características. Muerde sobre el césped, como el majestuoso león que lleva tatuado en su brazo izquierdo. Un rotundo mensaje en su piel, poblada también de otros grabados aún más especiales para él: su mano y la de su madre, Montse, entrelazadas; una foto de cuando era niño, a hombros de su padre, el mítico exbalonmanista Tomas Svensson; o las iniciales de los nombres de sus dos hermanos, Teo y Julia. “La familia es lo primero”, sentencia el joven, un portento físico al servicio del Deportivo.

¿Están con muchas ganas de que llegue el sábado para volver a competir después de la derrota en Valdebebas?

Sí. Después del partido quedan malas sensaciones porque no has ganado. Has hecho cosas bien, pero luego hay otras cosas que tenemos que mejorar y queremos que venga el siguiente partido para poder volver a la victoria, y más delante de nuestra afición.

¿Su lectura del último encuentro es positiva a pesar del resultado?

Sí. Salieron cosas muy buenas. Generamos mucho peligro, yo creo que defendimos bastante bien, aunque el rival también juega. Yo creo que hicimos muy buen partido a pesar de la derrota.

¿Perder ante el Castilla cortó la reacción que supuso el triunfo ante el Linares?

Estamos en buena dinámica, el equipo está junto, está feliz, estamos haciendo las cosas bien y mejorando poco a poco. Esperemos que lleguen las victorias más seguidas.

¿Qué diferencias futbolísticas hay entre el actual Deportivo de Óscar Cano y el de la etapa anterior con Borja Jiménez? ¿En qué ha cambiado el equipo?

Es más dinámico y mucho más agresivo. Llevamos solo dos semanas [con Óscar al frente], y luego yo con Borja no estuve mucho tiempo, así que tampoco lo conozco mucho cómo era.

¿Cree que lo peor de la temporada ya pasó?

Esperemos que sí y que ahora lleguen las victorias.

Viene de ser titular en los dos partidos con Óscar Cano, ¿espera repetir de inicio el sábado contra el Sanse en Riazor?

Siempre tienes la esperanza de que el míster te dé la continuidad, pero lo que tienes que hacer es durante la semana seguir trabajando igual para que siga confiando en ti y te de esa continuidad.

¿Sufrió mucho durante esa primera fase de la temporada en la que apenas participó?

Cuando un futbolista no juega, siempre se sufre, pero hay que seguir trabajando y es lo que he hecho hasta que el míster me ha dado la oportunidad.

Es su primera experiencia fuera de casa, ¿uno llega a sentirse solo en momentos así?

A ver… cuando se sale de casa por primera vez siempre es difícil. pero bueno, es una nueva etapa y hay que aprender de ella.

¿La educación en valores a través del deporte que seguro que recibió de su padre, Tomas Svensson, le ayuda a sobrellevar esa parte más dura de la profesión?

Sí. El mensaje que él siempre me da es que siga trabajando como nunca. Me dice, por ejemplo, que al acabar el entrenamiento me quede yo a trabajar más, a mejorar otros aspectos que no hayamos trabajado en la sesión, y a seguir mejorando en todo.

En el último ensayo en Abegondo hizo trabajo extra junto a Gorka Santamaría y Alberto Retuerta para afinar la puntería, ¿invocando a su primer gol con el Deportivo?

Sí. Estoy con ganas de que llegue el gol, pero bueno, por ejemplo el otro día [contra el Linares] di una asistencia a Quiles. Tampoco me importa dar la asistencia mientras se gane el partido, pero sí que estoy con ganas de que llegue el gol y celebrarlo delante de toda la afición.

¿Marcar le dará todavía más confianza?

Sí, pero mientras las cosas salgan bien, la confianza la tienes que tener.

Solo ha iniciado dos partidos y en total ha jugado 147 minutos, poco tiempo como para sentirse ansioso por marcar...

Ansioso, no estoy. Ya me ha pasado en otras épocas cuando era más pequeño, que cuando más ansioso estás es cuando la pelota no entra. Entonces hay que esperar el momento y enchufarla.

Podrá acertar más o menos, pero el trabajo en usted es innegociable, viene de serie.

Eso siempre va a estar.

¿Es la brega su principal característica?

Sí, ser agresivo es mi estilo de juego porque hay gente que tiene la calidad, y yo, por ejemplo, mucha calidad no tengo. Hay que pelear todos los balones.

¿Prefiere actuar de nueve, de segundo punta o caído a banda?

Yo me siento más cómodo jugando con dos puntas y un delantero más fijador, pero bueno, lo que pida el míster. Puedo actuar en las bandas, en la mediapunta, en punta solo… No me importa la posición.

El sábado vuelve a Riazor, donde la afición quedó encantada con su actuación contra el Linares, ¿qué le parece la hinchada del Dépor?

Es espectacular y te da un plus siempre en el partido.

¿Qué referencias tiene de su próximo rival, el Sanse?

Es un equipo potente, que está arriba, en buena dinámica.

En Valdebebas el rival se adelantó muy pronto, y no es la primera vez que pasa esta temporada, ¿hay que prestar más atención a los arranques?

Son cosas que pasan, el rival también juega y a veces te marca en un minuto y a veces al final del partido. Hay que estar concentrados desde el primer minuto y no intentar remar en los partidos, porque cuando remas es peor, tienes más prisas, todo sale más precipitado y al final es peor.

El líder, el Racing de Ferrol, está ya a ocho puntos, ¿el del sábado ante el Sanse es un partido para no descolgarse de la cabeza?

Lo más importante es la victoria y no precipitarse en ver que el primero está muy lejos. Quedan muchos puntos, hay que ir partido a partido e intentar siempre conseguir la victoria.

¿Firma alcanzar una plaza en el play off o cree que aún es posible acabar en el primer puesto?

Es posible ser primeros, queda mucha liga, 29 jornadas.

Compartir el artículo

stats