Riazor registró ayer una de las mejores entradas de la temporada. 18.191 espectadores en el estadio coruñés, cinco menos que los que asistieron al Dépor-Pontevedra de la cuarta jornada. Ni las bajas temperaturas ni tampoco la coincidencia con el Argentina-Australia de los octavos de final del Mundial impidieron que Riazor registrara una gran entrada con motivo de la visita del líder. El Córdoba arrastró a unos 500 seguidores andaluces, que no quisieron perderse el encuentro de ayer.