Max Svensson, al que el martes le diagnosticaron una “lesión muscular en los isquiotibiales de su pierna derecha”, es la gran sorpresa en la convocatoria para el encuentro de esta tarde. Tres días después de que el Deportivo hiciera público ese parte médico, el club comunicó que el delantero recibió el alta tras el entrenamiento de ayer en Riazor y, por lo tanto, está a disposición de Óscar Cano, al igual que Antoñito, que también regresa tras lesión. El propio técnico se refirió a la recuperación exprés de Svensson, cuya “genética” le permitió acortar los plazos. “Tiene una genética que no es habitual. No está para jugar de inicio pero sí para echarnos una mano durante el partido”, avanzó el entrenador del Deportivo.