12 de enero de 2020
12.01.2020
Claves

Los pensionistas gallegos cobrarán 7,61 euros más al mes de media este año

La subida del 0,9%, según marca el IPC, será una de las primeras medidas que apruebe el nuevo Consejo de Ministros. Reformar el sistema, reto para la legislatura. El incremento se acentúa según aumenta la prestación

11.01.2020 | 23:50
Jubilados en una concentración para reclamar pensiones dignas, en A Coruña.

Los casi 768.000 gallegos que cobran una pensión contributiva comenzaron el año con sus pagas congeladas, pero con la garantía del Gobierno de Sánchez de que una vez lograda la investidura las prestaciones se subirán „con carácter retroactivo al 1 de enero„ no el 0,25% que establece la normativa aún vigente, sino el 0,9% (IPC del último año) para adecuar los ingresos de los pensionistas al aumento del coste de la vida. Esa actualización en línea con la inflación figura en el acuerdo de Gobierno entre PSOE y Unidas Podemos y en el Plan Presupuestario que el Ejecutivo en funciones envió a Bruselas. En Galicia, la mejora se traduce en una media de 7,61 euros al mes, lo que en 14 pagas supone 106 euros más al año en los bolsillos de un pensionista medio gallego.

La subida de las pensiones con el IPC (0,9% para este año) y no con el "mísero 0,25%" „como calificaron este incremento mínimo los jubilados que hace dos años iniciaron una revuelta contra su pérdida de poder adquisitivo„ supone una diferencia de 5,50 euros al mes. Si se hubiese aplicado el índice del 0,25%, un pensionista gallego medio (que según los últimos datos de la Seguridad Social cobra 845,90 euros al mes) hubiese visto incrementada su paga mensual en 2,11 euros, frente a los 7,61 euros que ganará con la subida del 0,9%. En un año, la diferencia es de 77 euros (tendrá 106 euros más en lugar de los 29 euros).

La diferencia se acentúa según aumenta la prestación. La pensión media en la provincia de A Coruña asciende a 890 euros al mes, por lo que la subida será de ocho euros. Entre las pensiones de jubilación, la cuantía media en A Coruña supera los 1.017 euros, sobre los que el incremento del IPC supone algo más de nueve euros mensuales.

La pensiones gallegas son las segundas más bajas de España, solo por encima de Extremadura (846 euros). País Vasco concentra las mejores prestaciones, 1.238 euros de media, que se incrementarán en más de once euros. En el caso de quienes tengan derecho a la pensión máxima, 2.659 euros al mes, la subida del IPC se traduce en unos 24 euros más al mes y 335 al año.

La actualización de las pensiones para este año conforme a la inflación es una de las primeras medidas previstas por el Gobierno de coalición liderado por Pedro Sánchez, cuyos ministros tomarán posesión mañana.

Cerca de un millón de gallegos están pendientes de los movimientos del nuevo Ejecutivo para poder descongelar sus ingresos. La congelación provisional de las pensiones, con el compromiso de subirlas el 0,9% en cuanto haya Gobierno pleno, afecta a 767.600 beneficiarios de prestaciones contributivas y a otros 40.000 que viven de las no contributivas en la comunidad. A ellos se suman 186.400 empleados públicos de todos los niveles de la Administración en Galicia, a la espera de que se aplique su revisión salarial del 2% anual. Los beneficiarios de subsidios y ayudas públicas también están afectados por la actualización debe realizar el Gobierno de Sánchez.

Entre los asalariados, la incógnita está en la decisión que tome el Gobierno sobre la posible subida del salario mínimo interprofesional (SMI), de la que recela la patronal. La derogación de los aspectos "más lesivos" de la reforma laboral de 2012 y el alza del SMI son dos de los primeros retos que deberá afrontar la gallega Yolanda Díaz al frente del Ministerio de Trabajo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia