El Concello de Cabanas ha emitido un informe técnico desfavorable a la instalación de varios parques eólicos que Enel Green Power (Endesa) tramita en el entorno del parque natural de Fragas do Eume. El documento, al que ha tenido acceso este periódico, rechaza “tanto el proyecto del parque eólico Caaveiro como el conjunto de parques que forman el paquete o conjunto, así como su tramitación ambiental”. El informe municipal alerta de la “transformación brutal del paisaje” y critica duramente la nueva proliferación de instalaciones eólicas en Galicia, que a su juicio promueve “la íntegra transformación de la comunidad autónoma en un paisaje industrial de escala territorial dedicada a la obtención de energía eléctrica para volcarla en la red única estatal pero soportando a nivel local la carga del impacto a todos los niveles y de las afecciones territoriales que se derivan de la implantación de las centrales de generación de energía y de sus infraestructuras de evacuación eléctrica”.

El concello coruñés de Cabanas estima tanto la propuesta de implantación eólica de Endesa como el procedimiento de tramitación ambiental son “absolutamente improcedentes” porque no están incluidos en el plan sectorial eólico de la Xunta, “además de incumplir la legislación y normativa de ordenación del territorio, medio ambiente evaluación ambiental y ordenación del paisaje”.

Enel tramita seis parques eólicos de 611 megavatios en A Coruña, uno a un kilómetro de Fragas do Eume. Pese a que la empresa asegura que los molinos estarán a mil metros del parque natural y a 1.500 de la zona de protección de aves, el proyecto ha despertado las protestas de los vecinos. El Concello de Cabanas considera que en realidad de trata de un único macroparque que la empresa trocea para “eludir el procedimiento de evaluación ambiental”, algo que el informe califica de “preocupante”. El municipio coruñés dejar clara su posición y repudia la “implantación indiscriminada sobre todo el territorio de nuevos parques eólicos”.