Kiosco

La Opinión de A Coruña

RELEVO EN LA CÚPULA DE INDITEX

Marta Ortega: “He nacido y crecido en Inditex”

En su primer día como presidenta, envía una carta a los más de 165.000 trabajadores para agradecerles el esfuerzo y pedirles “apoyo y paciencia” | También tiene palabras de reconocimiento para Amancio Ortega y Pablo Isla

Amancio Ortega, una sola foto; Marta Ortega, dos el primer día Manolo Rodríguez

Una de las frases que más repetía Pablo Isla —hasta el pasado jueves presidente de Inditex— era que el activo más importante de la multinacional gallega son las personas que trabajan en ella. Y la primera declaración pública de la nueva presidenta no ejecutiva de la compañía, Marta Ortega, en su debut al frente del grupo, ha tenido como protagonista a esas personas: a los más de 165.000 empleados de 177 nacionalidades que forman la plantilla de la firma.

A ellos iba dirigida una carta, avanzada a primera hora de la mañana de ayer en la web de LA OPINIÓN, en la que, en primer lugar, les reconoce su esfuerzo: “A todos y cada uno de vosotros os agradezco que hayáis hecho posible este sueño con vuestra valiosa contribución, sin la cual esto no sería posible”. En el arranque de la misiva, de poco más de 300 palabras y colgada en la plataforma interna de comunicaciones de la empresa, reconoce sentir “muchísimo orgullo” de formar parte de “un equipo humano insuperable, que es el corazón y la clave del éxito de esta empresa”.

cmiranda@laopinioncoruna.net L.O.

“He nacido y crecido en Inditex, y no ha habido un solo momento de mi aún corta carrera en el que no me haya sentido abrumada por la involucración, profesionalidad, espíritu de superación y sobre todo humanidad de cada uno de vosotros”, explica en la carta dirigida a la plantilla. Marta Ortega también pide a los trabajadores “apoyo y paciencia mientras sigo aprendiendo de todos cada día” y que “con el mismo entusiasmo y exigencia de siempre” se mantengan “los valores de tolerancia, respeto y humildad que nos han caracterizado hasta ahora”.

La presidenta de la multinacional reconoce que empieza esta etapa con un “enorme” agradecimiento por la confianza depositada en ella y un “profundo” sentimiento de responsabilidad. Como no podía ser de otra manera, en la misiva también agradece el trabajo de otros dos empleados de la compañía: el fundador Amancio Ortega y el presidente saliente Pablo Isla, a quienes cita como “señor Ortega” y “señor Isla”. Al primero —“que creó esta extraordinaria familia”—, le reconoce “que haya puesto todo su esfuerzo a lo largo de tantos años para hacerla crecer y perdurar, y que haya estado siempre al frente de este gran proyecto haciendo que todos lo sintamos como algo nuestro”. Y del segundo, valora “profundamente los 17 años de dedicación para hacer de Inditex una empresa aún más sólida y preparada para el futuro”.

También incluye en la carta a otro de los trabajadores de Inditex, Óscar García Maceiras, consejero delegado y primer ejecutivo del grupo tras la salida de Pablo Isla. “El verdadero éxito se hace realidad cuando se comparte y así confío que haremos para superar todos los retos que nos depara el futuro, que no serán pocos. En esta nueva etapa, con Óscar García Maceiras como consejero delegado, seguiremos siendo un equipo que trabaja siempre unido en nuestro incansable esfuerzo por mejorar y hacer realidad un futuro prometedor”, concluye la carta, en la que se despide “con admiración, respeto y mucho cariño”, y su firma escrita a mano.

Como suele ocurrir en el grupo fundado por Amancio Ortega, el traspaso de poderes ha sido discreto y sin ceremonias, salvo una comida la pasada semana en la sede de Arteixo a la que acudieron los principales protagonistas.

Marta Ortega, que se convierte a sus 38 años en la presidenta más joven del Ibex, cogió ayer el timón de Inditex con la apuesta de mantener y mejorar el modelo de negocio que tantos éxitos le ha dado a la compañía. Su objetivo es hacer crecer aún más una empresa que bajo el mandato de Pablo Isla durante los últimos 17 años ha multiplicado por cuatro las ventas y los beneficios y ha llegado a superar los 100.000 millones de valor en Bolsa.

El siguiente hito en la multinacional gallega se producirá la próxima semana cuando se inaugure la tienda más grande del mundo de Zara que estará ubicada en el Edificio España de Madrid. Serán 7.700 metros distribuidos en cuatro plantas. En el mismo lugar, también se inaugurará una nueva tienda de Stradivarius que contará con 1.200 metros. El anterior presidente, Pablo Isla, solía acudir a las aperturas de las tiendas más emblemáticas por lo que no se descarta que se produzca en Madrid la primera aparición pública de Marta Ortega como presidenta de Inditex.

Amancio Ortega, una sola foto; Marta Ortega, dos el primer día

El 16 de septiembre de 1998, el mundo le puso cara a Amancio Ortega. La multinacional llevaba ya 30 años en el negocio, estaba creciendo a pasos agigantados y tres años después saldría a Bolsa. Pero nadie le ponía cara a su fundador. Fue en la primera memoria anual de los resultados de Inditex publicada ese día, donde apareció su imagen. De todos es conocido que siente aversión a los focos. Su hija, Marta Ortega, es diferente. Solo un día en la presidencia y ya se han hecho públicas dos imágenes oficiales suyas, las dos en blanco y negro: la primera es más formal, y aparece en la web, y la segunda, más informal, es la que acompañó a la carta que envió ayer a todos los trabajadores de la compañía.

Los inversores saludan su llegada con un alza en la Bolsa

El pasado 30 de noviembre, cuando se anunció el relevo de Pablo Isla por Marta Ortega en la presidencia de Inditex, los inversores castigaron la incertidumbre que suponía un cambio de este calado en la dirección de la compañía con una caída en la Bolsa del 6,1%. Ayer, primer día de Ortega al frente de la multinacional gallega, su valor en el Ibex subió un 1,67%, cuarta mayor alza, solo por detrás de Pharmamar (5%), Caixabank (3,51%) y el Banco Santander (2,61%).

Coincidencia o no por la llegada de Marta Ortega a la presidencia de la empresa, la subida de ayer rompió una racha de dos sesiones consecutivas en rojo, sobre todo la del jueves en la que se dejó un 4,99%. De las últimas 20, solo en nueve ha conseguido acabar en verde.

Pese al alza de ayer, el grupo fundado por Amancio Ortega no consiguió superar a Iberdrola que el jueves le había arrebatado el cetro del Ibex. Ese día, los títulos de la firma se desplomaron hasta un precio de 19,78 euros, el valor más bajo desde julio de 2013. Un suelo que no había tocado ni en el peor momento de la pandemia hace dos años. Ayer volvió a colocarse por encima de los 20 euros.

Desde que comenzó la guerra de Ucrania, el 23 de febrero, las acciones de Inditex se han devaluado casi un 20%. En lo que va de año, el desplome llega hasta el 30%. Si la comparación se hace con el día en el que se anunció el relevo en la presidencia, el 30 de noviembre, la caída es del 29%. Solo con respecto a comienzos de año se ha dejado algo más de 27.600 millones en Bolsa, de los que más de la mitad los ha perdido desde que arrancó el conflicto ucraniano.

Estradera, nuevo director de comunicación de la compañía

La nueva presidenta de Inditex, Marta Ortega, tiene bajo su responsabilidad directa las áreas de auditoría interna, secretaría general y del Consejo y comunicación. Y precisamente es en esta última parcela en la que ha hecho el primer movimiento. Raúl Estradera pasa a ser el nuevo director de Comunicación del grupo, según hizo público ayer la compañía. Es un hombre de la total confianza de la familia Ortega, que desde 2015 desempeñaba el cargo de director de comunicación y relaciones institucionales del Grupo Pontegadea y de la Fundación Amancio Ortega.

El nuevo directivo ya conoce la casa, ya que trabajó en Inditex entre 2000 y 2015, siempre en el área de comunicación, y que la abandonó con la llegada de Pablo Isla a la compañía. Estradera releva en el cargo a Jesús Echevarría, que ha ocupado la dirección general de comunicación de Inditex desde 2005, y que llegó de la mano del expresidente Pablo Isla, al que acompañó desde esta responsabilidad en el fuerte crecimiento y expansión internacional del grupo, así como en el desarrollo de su negocio digital.

Echevarría seguirá vinculado a la multinacional gallega desarrollando nuevos proyectos y dependiendo directamente del consejero delegado, Óscar García Maceiras. Como ya ocurría con Raúl Echevarría, el nuevo director de comunicación reportará directamente con la presidenta, Marta Ortega, que es la máxima responsable del área de Comunicación.

Compartir el artículo

stats