La actuación de Inspección de Trabajo ha llevado a convertir un total de 3.765 contratos temporales fraudulentos de mujeres en indefinidos en el último año en Galicia. Además, 757 trabajadoras fueron dadas de alta en la Seguridad Social, de forma que abandonaron una situación de empleo irregular.

Inspección de Trabajo realizó en los últimos 12 meses un total de 164 actuaciones de control y planes de igualdad; 120 acciones para vigilar la discriminación por razón de sexo en materia laboral; 57 actuaciones en relación con la conciliación; 55 sobre discriminación en el acceso al empleo; y 33 de control contra el acoso sexual en el trabajo.

La directora xeral de Relacións Laborais, Elena Mancha, destacó que la Consellería de Promoción do Emprego e Igualdade destina 16 millones este año al fomento de la conciliación y la corresponsabilidad, más del triple que en 2021. Junto a esto, Mancha expuso que el Plan Emprega Muller incluye cerca de 36 millones de euros para poner en marcha ocho programas específicos.

Por su parte, la diputada Noa Presas (BNG) alertó de que las mujeres están “invisibilizadas en esta nueva crisis”.