28 de mayo de 2019
28.05.2019

ESPAÑA

Rojo solo o mezclado con morado o naranja

El PSOE gobernará en solitario Castilla-La Mancha y Extremadura, Baleares y La Rioja con Podemos, depende de CC en Canarias y de C's en Aragón y Castilla y León, pero no en Madrid

27.05.2019 | 23:01

El PSOE venció el domingo en diez de las doce comunidades que elegían Parlamento, pero no podrá gobernar en todas, singularmente en Madrid (que era su gran objetivo de la jornada además de ganar las europeas) a causa de los pactos que pueden armar las tres fuerzas de derecha y otras formaciones, como Coalición Canaria (CC) en en las islas.

Los resultados obtenidos en las elecciones del 26-M por los socialistas les permitirán gobernarán con mayoría absoluta en Castilla-La Mancha y Extremadura, donde dependían de Podemos, pero lo tienen sin embargo muy complicado, por ejemplo, para que Javier Lambán repita en Aragón.

No obstante, tiñendo de rojo todo el mapa autonómico que se elegía el domingo, a excepción de Cantabria, en la que el PRC de Miguel Ángel Revilla gana los comicios por primera vez en su historia, y Navarra, donde Navarra Suma (coalición electoral formada por PP, C's y UPN) fue la más votada, los socialistas logran imponerse en feudos del PP que parecían tan inexpugnables como Castilla y León, La Rioja o Murcia.

En la comunidad riojana, donde el Partido Popular mandaba desde hace 27 años, el PSOE podrá ahora gobernar con el poyo de Podemos, lo mismo que en Baleares, aquí con Mes además de Podemos.

Los de Pablo Iglesias pierden 64 de los 105 diputados autonómicos que sentaban y salen de los Parlamentos de Cantabria y Castilla-La Mancha. Así queda el mapa de los posibles pactos:

Aragón. El PSOE ganó con 24 escaños. Sube 6, pero se queda a diez de la mayoría absoluta, que no puede reunir sumando con Podemos (5), CHA (3) e IU (1). La caída de Podemos, desde los 14 diputados que ostentaba, mitiga la debacle del PP, que también cae lo suyo: de 21 a 16. El gobierno de la región queda en manos del PAR, cuyos 3 diputados, sumados a los 16 del PP, los 12 de Ciudadanos (que anota 7 más en su cuenta) y los 3 de Vox, da justo los 34 necesarios. Una cifra que superaría por dos la suma de PSOE y Cs.

Baleares. El PSOE de Francina Armengol obtiene 19 diputados (5 más de los que tenía), a 11 de la mayoría absoluta. Diez de ellos puede sacarlos Armengol de Mes (4) y Podemos (6), con los que ya gobernaba. Necesita un acta más, pero en cualquier caso el bloque de derechas no amenaza su continuidad al frente del Gobierno del archipiélago: PP (16), Cs (5) y Vox (3).

Canarias. Los 25 escaños socialistas (10 más que en 2015), los 5 de Nueva Canarias (NC) y los 4 de Podemos se quedan a dos de los 36 que esta vez marcan la mayoría absoluta (el archipiélago elegía 70 diputados, diez más que la anterior legislatura). Así las cosas, los 20 asientos de Coalición Canaria (CC), dos más que hace cuatro años, podrían ser la base de una mayoría para que Fernando Clavijo retuviera el Ejecutivo isleño. El inconveniente es que para ello necesitaría que el resto de los partidos le apoyaran: los 11 del PP, los 3 de Agrupación Socialista Gomera (ASG) y los 2 de Cs. O, si no, reeditar el pacto de gobierno con los socialistas, roto en diciembre de 2016, a cambio de que los dos diputados de CC en el Congreso voten a favor de la investidura de Pedro Sánchez.

Cantabria. Revilla lo tiene fácil: con sus 15 diputados (3 más que en 2015) se queda a 3 de la mayoría absoluta. Puede elegir seguir gobernando con el PSOE (6, y sube 1) o con Cs (3, también sube 1). Vox obtiene 2 escaños y Podemos, que tenía 3, desaparece. El PP cae a 9 desde los 13 con que ganó los comicios de 2015.

Castilla-La Mancha. Emiliano García-Page revalida la Presidencia subiendo 5 escaños (hasta 19: dos por encima de la mayoría absoluta). Cs entra con 4 y Podemos deja de tener representación en las Cortes. El PP pierde 6 y se queda con 10.

Castilla y León. Amarga victoria para el PSOE, como en Madrid. Los socialistas incrementan en 10 su cuenta de escaños y se elevan hasta los 35, pero el PP, pese al desastre (se precipita desde los 42 diputados que sentaba a 29), podrá retener el Gobierno si acuerda con Cs (13, tenía 5). Problema: que el líder territorial naranja, Francisco Igea, enfrentado a Albert Rivera, ya anunció el domingo que "las cosas no van a seguir igual" en la comunidad, aunque sin hablar todavía de pactos. Vox entra con un diputado, la misma representación que obtiene Podemos, que pierde nueve.

Extremadura. Mayoría absoluta del PSOE (34 actas, sube 4). Guillermo Fernández Vara seguirá al frente de la comunidad extremeña sin necesidad de tener que negociar pactos con Podemos, que cae de 6 a 4 diputados. Ciudadanos pasa suma 6 (hasta 7) y el PP de José Antonio Monago se deja 8, quedándose con 20.

Madrid. El candidato del PSOE, Ángel Gabilondo, no renuncia a reunir una mayoría de izquierdas, aunque se ignora cómo. Los socialistas perdieron la comunidad en 1995 y aspiraban a recuperarla gracias al impulso adquirido con su victoria en las generales del 28 de abril, pero la candidatura liderada por el exrector madrileño sumó los mismos diputados que en las elecciones autonómicas de cuatro años atrás: 37. Los socialistas encen, pero de nada les sirve. Batacazo sin paliativos de Podemos (se desploma de 27 a 7 escaños), que paga de esta manera con creces la ruptura con Íñigo Errejón, ex dirigente fundador del partido morado. El cabeza de lista de Más Madrid se estrena en la Asamblea de la comunidad con 20 actas. Entrada fulgurante de Vox con 12 diputados, los mismos con los que que irrumpió en el Parlamento andaluz en diciembre de 2018. La conclusión más probable de estos resultados es un nuevo "pacto a la andaluza" que permitiría a Isabel Díaz Ayuso conservar para el PP el mando en la comunidad capitalina, pese a perder 18 escaños (se queda con 30), con los 26 de Cs (que sube 9) y la docena de la extrema derecha: los tres sumas así 68 actas, superando en apenas una la mayoría absoluta.

Navarra. Gana Navarra Suma, la coalición de circunstancias de PP, Ciudadanos y UPN, con 19 escaños, a 7 de la mayoría absoluta. Los socialistas suben de 7 a 11, Geroa Bai saca 9, EH Bildu 8, Podemos 2 y el partido local IE 1. La caída de Podemos, que tenía 7 actas, e IE impide a Uxue Barkos repetir la fórmula de la investidura de 2015, sumando Geroa Bai con EH Bildu, Podemos e IE. El PSN tiene la llave de la gobernabilidad de la comunidad foral.

Murcia. Vence el PSOE, pero, con sus 17 diputados (partía de 13), necesitaría pactar con Ciudadanos para alcanzar los 23 que señalan la mayoría absoluta. Alcanza con holgura la codiciada cifra la suma de PP (16, pierde 6), Cs (6, gana 2) y Vox, que entra con 4. Así que, como en Castilla y León y (con menos opciones) en Aragón, los socialistas dependen de los liberales. Si no, otro "pacto a la andaluza".

La Rioja. La mayoría absoluta está en 17. El PSOE, que se impuso con 15 diputados (venía de 10), puede reunirla fácilmente sumando con Podemos (2, tenía 4). El PP pierde su hegemonía en el feudo riojano al caer de 15 a 12 y Cs se queda con los que tenía (4). Entre los dos juntan 16.

Asturias. El PSOE de Adrián Barbón logra 20 diputados y se queda a 3 de la mayoría absoluta. El PP resiste como segunda fuerza con10 actas. Podemos, con 4, pierde la mitad de los votantes y es superado por Ciudadanos con 5. IU consigue 2, Foro se queda con 2 y Vox se estrena en Asturias también con 2.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Elecciones en A Coruña

Domingo 26 de Mayo de 2019

Galicia, A Coruña, España